Miércoles 21/11/2018.

| Política

Política

Fundación Fernando Buesa enmienda a la totalidad el programa sobre historia de Euskadi por no "deslegitimar" a ETA

Cree que los estudiantes pueden pensar que "el recurso a la violencia terrorista ni estuvo tan mal, ni tan injustificado"

La Fundación Fernando Buesa se ha sumado a la "enmienda a la totalidad" presentada por otros colectivos de víctimas al programa educativo 'Herenegun', sobre la historia reciente de Euskadi --incluida la trayectoria de ETA--, que el Gobierno Vasco pretende trasladar a las aulas, al considerar que el material no es "mejorable" y hay que "empezar otra vez desde el principio" porque "no deslegitima claramente el terrorismo" de la banda ni suscita "empatía con sus víctimas".

En las alegaciones que ha presentado a la propuesta del Ejecutivo, esta Fundación cree que, con este material didáctico, algunos estudiantes "pueden pensar que "el recurso a la violencia terrorista ni estuvo tan mal, ni estuvo tan injustificado, ni fue tan inútil". "Y eso es gravísimo", explica.

A su juicio, si el intento del programa "era llevar el conocimiento del terrorismo a las aulas vascas, deslegitimarlo y suscitar empatía con sus víctimas", se ha saldado "con un notable fracaso".

"Más allá del valor intrínseco de los materiales didácticos y audiovisuales --posiblemente válidos para un conocimiento general de nuestro pasado inmediato--, éstos se mueven en equilibrios, tesis y postulados que poco contribuyen a dejar claro que el recurso a la violencia de intenciones políticas es algo rechazable en cualquier circunstancia o contexto", asegura.

También apunta que de él "se saca una impresión fría y distante". "No manejamos otra opción que la enmienda a la totalidad. No vemos que ese material sea mejorable por la vía de reformar determinadas secuencias o párrafos. Es un problema de espíritu, de alma y posiblemente de mirada previa sobre el grave problema que nos ha acompañado durante años", añade, para emplazar a que se "empiece otra vez desde el principio".

En sus alegaciones, la Fundación Fernando Buesa cree que 'Herenegun' no parece que vaya a "fortalecer" entre el alumnado joven "la deslegitimación del uso de la violencia de intenciones políticas, del terrorismo". Por ello, cree que "la coincidencia" de numerosos colectivos "en la impresión negativa que han causado esos materiales debiera suscitar entre sus promotores la pregunta acerca del acierto de su elección".

Tras considerar que el objetivo del programa era "loable", destaca que éste "produce una doble impresión: de mezcla de situaciones y violencias que no proporcionan un criterio sólido para poder sostener una idea de rechazo del terrorismo; y de lejanía con los hechos ocurridos y con sus primeras víctimas".

Para la Fundación, esta impresión de conjunto es "difícilmentesubsanable con pequeños retoques". A su juicio, trasladar este material puede ser "letal" porque "algunos estudiantes pueden pensar que el recurso a la violencia terrorista ni estuvo tan mal, ni estuvo tan injustificado, ni fue tan inútil, y eso es gravísimo".

En esta línea, propone que, o bien se deje en manos de los historiadores esta labor, o se "aparte lo que hay sobre la mesa" y se proceda a elaborar otro material porque algunos aspectos le "parecen especialmente inaceptables".

La entidad de víctimas reconoce que "presenta partes muy interesantes", y señala que, "en algunos momentos, parece justificarse la existencia sangrienta" de ETA "como una especie de 'violencia de respuesta' en el marco de una dictadura, de un supuesto conflicto histórico o de un momento de crisis social generalizada donde nadie es capaz de proporcionar soluciones", cuando "hubo quienes tomaron decisiones acertadas y a favor de la paz". También lamenta que se proyecte la idea de que hubo "un equilibrio de violencias".

La Fundación Fernando Buesa apunta que "los casos de torturas remiten a miles en los audiovisuales y numéricamente superan con creces las referencias a víctimas mortales de ETA". "Teniendo en cuenta la especial crueldad demostrada por ETA, no se presenta un testimonio que pueda atraer el afecto del alumnado", añade.

Sin embargo, apunta que esto "sí que se consigue con el testimonio de la hija de un ciudadano muerto por prácticas crueles de la Policía en el final del periodo dictatorial". Asimismo, destaca que "no se presenta ningún policía, guardia civil, ertzaina o representante del Ejército, de la Judicatura, de la política, del mundo empresarial o del universitario perseguido por la banda".

"La grave victimación provocada por ETA se mezcla con la de la guerra civil, el paro, el desmantelamiento industrial, el cierre de algunos medios de comunicación, el riesgo de accidente por los viajes necesarios y continuados de un familiar de un preso, etc; en resumen, el 'totum revolutum' que tanto se ha denunciado", asegura.

Para la Fundación, el programa debería "evitar que un terrorismo tan cruel y letal quedase diluido en esa mezcla de violencias y victimizaciones que, siendo igualmente reprobables, no pueden ser comparadas o equilibradas".

Asimismo, subraya que la Ley de Reconocimiento y Protección Integral a las Víctimas del Terrorismo, de 2011, señala que "los poderes públicos contribuirán al conocimiento de la verdad, atendiendo a las causas reales de victimización y contribuyendo a un relato de lo que sucedió que evite equidistancias morales o políticas, ambigüedades o neutralidades valorativas, que recoja con absoluta claridad la existencia de víctimas y terroristas, de quien ha sufrido el daño y de quien lo ha causado, y que favorezca un desenlace en el que las víctimas se sientan apoyadas y respetadas, sin que quepa justificación alguna del terrorismo y de los terroristas".

En esta línea, no considera que en estas unidades didácticas queden "bien recogidas" estas obligaciones que tienen que asumir las Administraciones públicas.

"EQUIPARACIÓN DE VIOLENCIAS"

La Fundación Fernando Buesa critica que el resultado de Herenegun es "confuso, abigarrado y ambiguo, en las antípodas de lo que cabría esperar de este esfuerzo de la Administración". Asimismo, subraya que debe quedar claro que "las víctimas de ETA lo fueron porque había un proyecto político concreto y constante en el tiempo para justificar, respaldar y legitimar el uso de la violencia terrorista: un País Vasco separado de España e identificado por diversos factores políticos, que acaba adoptando un objetivo, unos procedimientos (violentos en extremo) y una concepción de la política que bien puede denominarse de carácter totalitario".

En ese sentido, apunta que "hubo una selección de objetivos que tuvo por resultado que unos grupos fueran más victimizados que otros". "Esa evidencia no se aprecia ni en los vídeos ni en la unidad didáctica", indica.

A su juicio, "eso es gravísimo por las consecuencias que en los jóvenes puede tener la desaparición de lo principal y la insistencia en la confusión de violencias, con lo que supone de irresponsabilización acerca de lo ocurrido".

Las alegaciones subrayan que no aparecen testimonios de víctimas que "den cuenta del horror padecido y que ofrezcan un mensaje de exigencia de deslegitimación y autocrítica". También denuncia que ETA "aparece desdibujada y difuminada en el objetivo político nacionalista que le dio sentido desde el principio hasta el final y que, en consecuencia, determinó el carácter de su violencia de intenciones políticas".

La Fundación cree que "la violencia de grupos de extrema derecha, parapoliciales o incluso relacionados con instancias del Estado deben fecharse para despejar la impresión de que, al igual que la de ETA, ha sido una constante que se ha prolongado en el tiempo". "No fue así", ha señalado. En cuanto a los vídeos, considera que "la mezcla de testigos, muy desequilibrados en cuanto al papel que jugaron en esta historia, genera otra vez la idea de confusión e irresponsabilidad".

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Diciembre 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31