Miércoles 14/11/2018.

| Sociedad

Sociedad

Más de cien evacuados en Gerona por culpa de unas llamas que ocuparán a los bomberos toda la noche

  • El fuego afecta a un perímetro de 400 hectáreas.
  • Sesenta dotaciones trabajarán toda la noche.
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Unas 120 personas han sido desalojadas desde distintas urbanizaciones de los municipios de Llagostera y Tossa de Mar por el incendio declarado este viernes en la comarca del Baix Empordà, han explicado en un comunicado los Bomberos de la Generalitat, si bien no hay ningún herido y los traslados se han efectuado como medida de precaución.

Las evacuaciones se han producido desde la Masia de Can Bonet y la urbanización Font Bona, en Llagostera, y las personas han sido realojadas en el pabellón municipal, mientras que el resto se han dado en pequeños núcleos de Tossa de Mar --Cala Pola, Cala Giverola, Salionç y Sant Grau--, y las personas han sido trasladas a un edificio propiedad del Ayuntamiento.

La zona acoge centenares de viviendas, la mayoría segundas residencias, si bien en el momento de la evacuación la mayoría de casas se encontraban vacías y hasta las 20.30 horas han sido necesario realojar a 120 personas.

En el fuego trabajan 55 dotaciones terrestres de los bomberos -incluidas dos unidades del Grupo de Emergencias Médicas (GEM) y cuatro del Grupo de Actuaciones Forestales (Graf)-, después de que el ocaso haya forzado la retirada de los medios aéreos, y las llamas han afectado ya a un perímetro de 400 hectáreas.

La cabecera del fuego ha dado lugar a un foco secundario de 1,5 kilómetros, que avanza hacia el Puig de les Cadiretes y afecta a la Vall de la Riera de Sant Baldiri, después de avanzar rápidamente gracias a la tupida vegetación que le permite alimentarse, han señalado los bomberos.

La tramontana que sopla en la zona dificulta las tareas de extinción, si bien está previsto que remita a lo largo del fin de semana, mientras que la baja humedad y la escasez de lluvias de los últimos meses también complica el trabajo.

Efectivos de la Cruz Roja, policías locales, nueve patrullas de los Mossos d'Esquadra y diez del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) se han desplazado hasta la zona, mientras que la unidad móvil de Protección Civil está haciendo lo mismo desde La Pobla de Segur, donde se encontraba por los cuatro incendios que han afectado al Pirineo.

La carretera de Sant Grau GiV6821 continúa cerrada al tráfico, mientras que la Gi682 también se encuentra cerrada entre los kilómetros 33 y 24. La Dirección General de Protección Civil de la Generalitat mantiene activada la fase de emergencia del Plan Infocat y ha pedido a los ciudadanos extremar las precauciones.

60 dotaciones trabajarán toda la noche

Unas sesenta dotaciones de los Bomberos de la Generalitat trabajarán durante toda la noche en el incendio del Baix Empordà que sigue activo.   Al amanecer está previsto que se incorporen a los trabajos de extinción tres helicópteros y cuatro aviones de vigilancia y ataque, han explicado los bomberos en un comunicado, y a la zona se han desplazado también nueve patrullas de los Mossos d'Esquadra, diez del Sistema de Emergencias Médicas (SEM), policías locales, Cruz Roja y 50 voluntarios de las Agrupaciones de Defensa Forestal.

La unidad móvil de Protección Civil ha constituido un centro de mando avanzado en el parque de bomberos de Vall d'Aro, junto con el centro de mando de bomberos, y permanecen cerradas al tráfico la carretera Gi-682 entre Tossa y Sant Feliu de Guíxols y la carretera de Sant Grau GiV-6821.

En el Pirineu de Lleida, por otro lado, sigue activo el incendio de Gerri de la Sal, con puntos activos en zonas de difícil acceso para cuyo control será necesario esperar a la activación de los medios aéreos y a la incorporación prevista de cuatro helicópteros bombarderos. Los incendios de Montanissell y Viu de Llevata están controlados --trabajan 3 y 16 dotaciones, respectivamente--, mientras que el de Calbinyà sigue en fase de control gracias a la tarea que desarrollan una treintena de dotaciones.

Los vecinos que habían sido desalojados preventivamente de Gerri de la Sal y Calbinyà han podido volver a sus domicilios, y se ha normalizado totalmente la circulación en la carretera N-260. La Dirección General de Protección Civil de la Generalitat mantiene en fase de emergencia el Plan Infocat y ha pedido a los ciudadanos que extremen las precauciones por el alto riesgo de incendios.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Noviembre 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30