Lunes 05/02/2018.

| España

España

Santi Alverú desafía el cliché: un crítico nominado al Goya al mejor actor revelación

  • Santi ya había abordado a Esperanza Aguirre durante uno de sus reportajes, y ha vuelto a hacerlo años después encarnando a Bosco
  • “Soy del centro de Oviedo, he visto muchos pijos en mi vida, me lo sé todo"

Selfie, la comedia más incómoda del año dirigida por Víctor García León, ha llevado la ficción imaginada a los premios Goya. Un falso documental que difumina las líneas entre el cine y realidad convertida en una sátira de la política española.

Su protagonista, Santi Alverú, llega a la entrevista directo desde su trabajo en una agencia de comunicación, nunca se había planteado ser actor, pero ahora es candidato al Goya por su interpretación de Bosco en esta película que se convirtió en la gran sorpresa del Festival de Málaga haciéndose con el Premio Especial de su Jurado. Además, Alverú podría llevarse un Feroz por esta interpretación de un entrañable niño pijo.

Esta es la primera película de García León desde que estrenó ‘Vete de mí’, hace once años. Santi reconoce que no conocía al director: “Cuando hizo ‘Vete de mí’ yo tenía doce años y sus pelis no las vi hasta pasado el rodaje, no quería que nada me influenciara”. Este inesperado giro estilístico del director nace de la necesidad de grabar y de hacer cine, “llevaba mucho tiempo haciendo teatro y tele y viendo como le tumbaban otros trabajos, así dijo: vamos a hacer algo y aprovechemos el contexto de las elecciones, necesitaba grabar. Selfie es un ejemplo de que si no lo buscas, muchas veces no llega”.


La búsqueda de un rostro desconocido

La elección de Santi, una cara nueva para la gran pantalla, no fue casual. El proyecto buscaba desde el principio un actor no profesional: “querían que fuera no conocido para que el relato de falso documental fuera creíble. Se buscaba cierto desconcierto en torno a si era real o no”, aclara Santi. Sin embargo, el descubrimiento de Florencia González, la directora de casting, llegó como un auténtico golpe de suerte. Fue durante una cena, donde coincide con uno de los profesores de Santi y menciona que busca a un actor no profesional para un nuevo proyecto, así le hacen llegar los vídeos de ‘Semejante pregunta`, un programa para Youtube en el que él había participado como reportero: “ella los vio y entendió que podía hacerlo porque requería mucha improvisación y se componía de manera muy parecida a las situaciones que vive Bosco”. De hecho, Santi ya había abordado a Esperanza Aguirre durante uno de sus reportajes, y ha vuelto a hacerlo años después encarnando a Bosco. “El casting fue en una terraza había unas chicas con las que empecé a discutir y surgió una situación espontánea que iba bastante con la peli. Luego me hicieron una prueba de cámara y parece que fue bien”, recuerda.


Bosco, el niño pijo que todos conocemos

Es difícil determinar qué porcentaje de Santi hay en Bosco. “Cuando llegué al proyecto el personaje ya estaba creado como alguien que se define por cómo reacciona a las cosas, así que es lógico que muchas reacciones que tengo improvisando, por ejemplo en los mítines le definan y tengan algo de mí”. Sin embargo, Santi destaca el trabajo de García León con Bosco, el director no dudó en cortar algunas frases para conservar el personaje vulnerable y humano que había construido.

En cuanto a sus referencias Santi lo tiene claro: “soy del centro de Oviedo, he visto muchos pijos en mi vida, me lo sé todo y aporté mucho a nivel de cómo va vestido o qué diría y qué no. Si sabes quién eres y te puedes reír de ello, es maravilloso”.


Santi Alverú es nuevo en la gran pantalla, pero no sobre las tablas. Antes de este proyecto recorrió decenas de bares haciendo monólogos, una faceta que no ha dejado de lado: “en la interacción con la gente hay mucha improvisación. Los monólogos te dan tablas y cierta habilidad para anteponerte a cosas que no tenías previstas”. Se refiere a los mítines a los que acudió como Bosco, allí tuvo ocasión de hablar con personajes como Esperanza Aguirre, que ya aparece en IMBD como una de las estrellas de la película. El proceso de preparación de estas escenas era compleja pero el trabajo de Buster Franco, el montador, ha sido una de las claves de la naturalidad del resultado final. “Lo primero que hicimos fue en la caja mágica con Podemos, a la vez que nosotros estaba allí León de Aranoa grabando su  documental. Errejón que sale a lo lejos vino a verla y le gustó mucho”.


Soy el tipo que se ha empeñado en escribir de cine y he acabado actuando”

Santi trabaja en una agencia de comunicación, y hace un año empezó a escribir en Cinemania: “es algo que quería hacer desde pequeño, escribir de cine. Soy el caso contrario al cliché del crítico que es un cineasta frustrado, yo soy un crítico frustrado. Yo conocía este mundo desde el otro lado, la locura es ser el centro de atención”

La primera sorpresa llegó en el Festival de Málaga: “fue un poco impactante llegar a la alfombra roja, como verme en la pantalla grande. La fama es impuesta, pero el talento es obtenido, es tuyo. El mejor actor del mundo puede estar ahora encerrado en casa”.

Antes de Selfie Santi estaba detrás de las cámara y de los eventos y escribiendo sobren películas como la que ahora protagoniza, y sabe que su futuro no pasa por dejar lo que le gusta: “no me olvido de mi trabajo, de Cinemania y de otros proyectos que quiero que sean mi vida, me atrae demasiado estar al otro lado”.

Después de la gran fiesta del cine llegan los premios Yago, Santi Alverú es su organizador. Allí premian a todos aquellos actores y categorías técnicas que no han sido reconocidos, no deja de ser paradójico que su creador pueda recoger un Goya este año. Quién sabe si los no nominados de Selfie recogerán su premio Yago de la mano de Santiago Alverú. 


Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Febrero 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28