Viernes 23/08/2019.

| Sociedad

Sociedad

El ‘boom’ de las dietas sin gluten: ni bien, ni mal

  •  “El gluten no es en sí un alimento, de manera que su ausencia no provoca ninguna carencia alimenticia”
  • “La dieta sin gluten no es perjudicial si la persona que la lleva a cabo tiene un estilo de vida saludable"

Se estima que el 1% de la población sufre de celiaquía; sin embargo,en los últimos meses son  muchas las personas que se suman a las “dietas gluten-free” sin padecer esta enfermedad o sufrir ningún tipo de intolerancia al gluten (hasta un 10% de la población tiene intolerancia o sensibillidad al gluten no celíaca), pero ¿es sano seguir una dieta libre de gluten por elección?

Dany Faccio es celiaca y recoge en su blog diferentes tips para hacer el día a día de un celiaco más fácil (recetas de cocina, dónde comprar ciertos alimentos...) y explicarnos al resto diferentes cuestiones como la más básica de todas: ¿Qué es el gluten?

El gluten es una glicoproteína, es decir una molécula compuesta por una proteína y uno o varios glúcidos. En el caso del gluten, este se compone principalmente de gluteína y gliadina presentes en el trigo y demás cereales de la familia Triticeae. Sin embargo, por comodidad y costumbre también nos referimos  con “gluten” cuando hablamos de las glicoproteínas presentes en la cebada, el centeno y la avena”.

Para ella comer sin gluten no significa necesariamente estar peor alimentado, ya que “el gluten no es en sí un alimento, de manera que su ausencia no provoca ninguna carencia alimenticia”. Aunque matiza que “lo que sí se puede dar es que, como daño colareral, comamos peor o mejor en función de nuestros hábitos”. Aquí, dos ejemplos explicativos recogidos en su blog:

 

Por su parte, desde la Asociación de Celiacos y Sensibles al Gluten de Madrid consideran que el 'boom' de las dietas sin gluten puede provocar que se trivialice la enfermedad y los establecimientos no se tomen en serio la preparación de los alimentos para los verdaderos enfermos.

José María Castellano, fundador de SocialGluten.com, considera que, estrictamente hablando, solo las personas con celiaquía deben seguir una dieta libre de gluten, ya que actualmente este es el único tratamiento contra la enfermedad, de lo contrario podrían tener “complicaciones de salud como alteración de la densidad ósea, mayor riesgo de fracturas, anemia ferropénica, infertilidad, abortos espontáneos y determinadas neoplasias del intestino delgado”.

Sin embargo, coincide con Dany, en que para los no celiacos “la dieta sin gluten no es perjudicial si la persona que la lleva a cabo tiene un estilo de vida saludable y si, previamente, ha habido supervisión y consejo de un profesional de la nutrición con titulación, para evitar carencias nutricionales”.

No estaríamos por tanto ante una práctica de por sí perjudicial para la salud, aunque tampoco hay evidencia científica de que una dieta sin gluten sea más sana, ya que “hay productos sin gluten que llevan grasas poco saludables para las arterias y el corazón (grasa de palma), además de contar con un exceso de azúcares para lograr una mayor consistencia”, explica José María Castellano; por lo que, en el caso de excluir alimentos con gluten de la dieta, es muy recomendable consultar y leer el etiquetado, los ingredientes y tablas nutricionales.

Dany Faccio destaca que “no hay ningún fundamento científico lo suficientemente sólido para afirmar que el gluten sea malo per se. Otra cosa es que muchos tengamos un problema con él y el 70% (en España) de los afectados lo desconozcan. Obviamente, si esa gente deja de consumir gluten y se siente mejor, no quiere decir que el gluten sea malo, sino que ellos tienen un problema con él”.

Lo que sí es un error es entender la dieta sin gluten como una práctica para adelgazar, ya que no existe evidencia científica que apoye esta afirmación. Incluso, como señalan desde SocialGluten.com, podría suceder justamente lo contrario: “las personas celíacas tienen una mayor probabilidad de padecer sobrepeso debido a que los productos que consumen tienen un aporte calórico mayor que los productos sin gluten”.

“Las famosas están eliminando de su dieta diaria todo aquello que contiene gluten y lo sustituyen por alimentos como verduras, legumbres y pescados. Hablamos de productos poco calóricos, luego es lógico que adelgacen. Eliminas hidratos de carbono en favor de las proteínas", señala Naike Castillo, nutricionista de Dr. Schär España.

Lujan Soler, nutricionista, también se muestra rotunda en este sentido y destaca la importancia de acudir a un profesional cualificado, como un dietista-nutricionista, si se empieza a excluir un nutriente de la dieta pues “se puede llegar a tener una desnutrición oculta; es decir, si empezamos a sacar el gluten de la dieta, y luego vamos a eventos y no hay panes sin gluten, ni otros productos específicos, vivimos en sitios que tampoco tienen o no hay variedad, en el restaurante de al lado del trabajo igual, tenemos que viajar y en ese aeropuerto o destino que vamos tampoco tenemos acceso, entonces vamos restringiendo la dieta y no consumimos las recomendaciones diarias de micronutrientes necesarios, llegando a tener una desnutrición oculta”.

No parece, desde el punto de vista médico, que haya ventajas objetivas en el caso de personas no  celíacas, ahora bien, puede haber ventajas subjetivas como “sentirte menos hinchado o hacer una digestión más ligera en personas con algunos problemas para digerir determinados alimentos. Si algunas personas se sienten mejor sin gluten quizá no es un inconveniente que sigan con estos hábitos”, concluye José María Castellano.



Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
Etiquetas:

Kit Buenos Días

Agosto 2020
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31