Sábado 25/11/2017.

| Política

Política

La Policía paquistaní dispersa una protesta islamista que bloquea Islamabad

La Policía paquistaní comenzó hoy a dispersar con pelotas de goma, gases lacrimógenos y cañones de agua una protesta islamista que desde hace 18 días bloquea una de las principales entradas a Islamabad, en demanda de la dimisión del ministro de Justicia paquistaní, Zahid Hamid.
  • La Policía paquistaní dispersa una protesta islamista que bloquea Islamabad EFE

La Policía paquistaní comenzó hoy a dispersar con pelotas de goma, gases lacrimógenos y cañones de agua una protesta islamista que desde hace 18 días bloquea una de las principales entradas a Islamabad, en demanda de la dimisión del ministro de Justicia paquistaní, Zahid Hamid.

En torno a las 07.30 hora local (02.30 GMT), unos 5.500 efectivos de la Policía y los cuerpos militares Rangers y Frontier Constabulary cargaron contra unos 1.500 seguidores del clérigo Khadim Hussain Rizvi, del partido Tehreek-e-Labbaik Pakistan, indicó a Efe una fuente policial que prefirió mantener el anonimato.

Unas 40 personas han resultado heridas, entre ellos 26 miembros de las fuerzas de seguridad, en los choques que aún continúan, indicó a Efe el portavoz policial, Shaukat Ali.

Las televisiones locales mostraron a las fuerzas de seguridad usando cañones de agua, gases y pelotas de goma contra la protesta y como los manifestantes respondieron con el lanzamiento de piedras, entre las llamas de llantas y tiendas de campaña.

"Venid a proteger a Mahoma. Dejad vuestras casas y riquezas para uniros a nosotros. Es el momento", escribió Rizvi en su cuenta de Twitter tras el comienzo de la operación policial.

La operación comenzó tras el fin del tercer ultimátum dado a los manifestantes desde que el pasado 7 de noviembre acamparon en la principal autopista que une Islamabad con la ciudad de Rawalpindi, lo que ha provocando grandes atascos y el cierre de algunos colegios en la capital.

Rizvi y sus seguidores comenzaron la protesta debido a que el 2 de octubre el Parlamento aprobó una reforma de la ley electoral en la que se cambió el enunciado del juramento de los cargos públicos de "yo creo" a "yo juro" que Mahoma es el último profeta del islam.

Tres días más tarde el Parlamento restableció el artículo a su forma original e incluso el ministro de Justicia trató de congraciarse con los extremistas afirmando en un vídeo que Mahoma es el último profeta.

Sin embargo, los islamistas exigen la dimisión de Hamid y que sean castigados los responsables del cambio en la ley, que consideran un acto de blasfemia, una peligrosa cuestión en Pakistán.

El Tehreek-e-Labbaik Pakistán fue creado hace 18 meses tras la ejecución de Mumtaz Qadri, condenado por matar al antiguo gobernador de la provincia del Punyab Salman Tasir, por pedir cambios en la legislación y defender a la cristiana Asia Bibi, que espera en prisión la apelación a su sentencia a muerte por blasfemia.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Diciembre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31