Sábado 18/05/2019.

| Política

Política

El PSC ejerce su 'derecho a decidir' y desafía al PSOE con el 'no a Rajoy'

  • Miquel Iceta, reelegido por la militancia bajo el compromiso de no abstenerse aunque lo apruebe el comité federal
  • Pedro Sánchez entra en escena apoyando el "ejercicio democrático" del socialismo catalán

El PSC cierra filas con Sánchez en su intento de formar gobierno alternativo

La abstención de los socialistas ante Mariano Rajoy, si finalmente optan por ella, para evitar las terceras elecciones no saldrá gratis. No solo por las consecuencias, difíciles de calibrar, que pueda tener en el futuro, sino porque será imposible de llevar a cabo sin escenificar una profunda ruptura ante la opinión pública. El PSC ha reelegido este sábado a Miquel Iceta en un proceso de primarias bajo el compromiso de que los socialistas catalanes votarán no a Rajoy en cualquier circunstancia porque “no vamos a ser la muleta de un gobierno conservador”.

La gestora que preside Javier Fernández aún no ha fijado la fecha del comité federal que debe decidir la postura del PSOE entre solo dos alternativas: abstención ante el candidato del PP o elecciones en vísperas de la Navidad. Todo hace indicar que la cita será el próximo fin de semana. No hay más fechas posibles porque el reloj constitucional que marca la hora de la convocatoria automática se acerca a su hora definitiva.

La posición del PSC de no secundar la abstención, incluso en el caso de que la mayoría del comité federal así la aprobara, es un serio obstáculo para la importante decisión que aguarda al PSOE esta semana. Porque mientras el partido aún no ha aprobado la posición oficial, el PSC llegará al comité federal con la suya tomada de forma autónoma.

La determinación del PSC supone un auténtico desafío a la autoridad del máximo órgano del partido entre congresos. El comité federal que se avecina tampoco será un oasis de tranquilidad. Después de quince días callado, Pedro Sánchez no tardó un minuto en felicitar a los socialistas catalanes con este mensaje en Twitter: “Enhorabuena a Iceta y Parlon por este ejemplar ejercicio democrático. Hoy y siempre defenderemos el voto de los militantes”.




Ejercicio democrático, participación de la militancia y rechazo a Rajoy. Los socialistas catalanes han resuelto su liderazgo conforme a la fórmula que defendía el líder decapitado en Ferraz hace quince días. Contrasta con la ecuación que defienden sus verdugos: ejercicio democrático también, pero a través de un comité federal que propicie la abstención ante Rajoy como mal menor.

Este domingo, “El País” publica una encuesta que aventura el descalabro socialista en caso de terceras elecciones. Pretende ser la “evidencia empírica” de la que habló hace unos días el presidente de la gestora. Sin embargo, los partidarios del “no a Rajoy” en cualquier caso creen que el partido saldrá más perjudicado electoralmente en el futuro si consiente su investidura. “La abstención fortalece el mantra de que PP y PSOE son lo mismo”, argumentaba este sábadoLuis Tudanca, líder de los socialistas castellano-leoneses.

El órdago del socialismo catalán no es baladí. El PSC es un partido independiente federado al PSOE que en los comienzos de la democracia llegó a mantener un grupo propio en el Congreso de los Diputados. Su deriva nacionalista instauró una relación tormentosa con la franquicia nacional. Pero Cataluña, junto a Andalucía, siempre ha sido para el PSOE un importante granero de votos. El PSC aportó 25 escaños a la segunda victoria de Rodríguez Zapatero, tantos como los que consiguió Felipe González en su histórica victoria del 1982.

[Lee aquí: PSOE-PSC, una relación salpicada de discrepancias]

En ocho años, el socialismo catalán ha pasado de 25 escaños con Carme Chacón a apenas siete con Miquel Iceta. Hay quien cree en el PSOE que ha llegado el momento de romper con el PSC para poder articular otra vez un discurso único sobre la idea de España en un momento de inminente desafío secesionista. Está por ver si esta es la ocasión.

En todo caso, en un momento crítico y de debilidad profunda, el PSOE va a experimentar con el PSC un ejercicio de soberanía independiente y hechos consumados que recuerdan a los que lleva años sufriendo el Estado con el independentismo catalán que gobierna aquella región española. Los socialistas han proclamado su particular "derecho a decidir".



¿Y ahora, qué?

¿Se atreverán los ‘barones’ que derrotaron a Sánchez a aprobar la abstención a riesgo de que la franquicia catalana no la secunde? ¿O preferirán salvaguardad la unidad del partido aunque conlleve terceras elecciones? ¿Respaldará el PSC la ausencia de once diputados socialistas como trampantojo de una abstención escenificada como un ‘no a Rajoy’?

Y la pregunta clave, la que interesa a todos los españoles: ¿Son mayoría los socialistas que prefieren la abstención como mal menor o los que prefieren ir a elecciones antes que el mal mayor de consentir un gobierno de Rajoy?. La respuesta, esta semana. El día de la decisión final ha terminado llegando para el PSOE.


Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Mayo 2019
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31