Lunes 16/07/2018.

| Política

Política

García Margallo desea que el Gobierno dé "un paso más" este año en la actualización de las pensiones

El exministro Jordi Sevilla aboga por "escuchar a la calle"

El exministro de Exteriores José Manuel García Margallo ha expresado este martes que le gustaría que "el Gobierno diese un paso más y que este año fuésemos a una actualización de las pensiones con los precios al consumo", apostando por que "a partir de ahí, busquemos fórmulas imaginativas para el futuro".

Así lo han indicado García Margallo en declaraciones a los periodistas en Málaga antes de participar junto con el exministro Jordi Sevilla en el encuentro Diálogo para el Desarrollo, organizado por Management Activo, en el que han analizado las claves para impulsar el crecimiento empresarial.

García Margallo ha considerado que el Gobierno "sí está escuchando a la calle" y ha esperado "ese diálogo constante y permanente", recordando que el Ejecutivo ha anunciado que va a subir las pensiones mínimas y de viudedad y que está considerando una desgravación fiscal para las otras.

Asimismo, ha dicho que "no pondría un pero a que los diputados, senadores y miembros del Gobierno tuviésemos una subida similar a la que han tenido las pensiones", aunque ha considerado que "eso no arregla el problema de la señora que no puede pagar las medicinas que le ha recetado el médico o la pareja que no puede encender la calefacción".

"Si hay que hacer ese gesto, me parece muy bien, pero lo que se nos exige es pensar a corto plazo este año y, sobre todo, a largo plazo, en cómo vamos a garantizar las pensiones para 40 o 50 años, no estamos hablando de un tema menor", ha aseverado el exministro.

Así, ha considerado que el debate sobre pensiones en el Congreso le ha parecido "un debate de luces cortas, que estamos discutiendo los problemas de pasado mañana cuando hay que discutir los problemas de las siguientes generaciones".

En cuanto a esas fórmulas "imaginativas" para el futuro, ha apuntado "desde el aumento de natalidad y de la inmigración controlada, es decir, gente que venga a trabajar" hasta, por supuesto, "acabar con las bolsas de desempleo, aumentar la productividad y cambiar la financiación de las comunidades autónomas para que no dependan de las cotizaciones".

En este punto, ha indicado que "los años que vienen cada vez habrá menos gente en edad de trabajar, menos gente trabajando y menos cotizantes, por tanto la cotización se ha agotado como fuente de financiación y de las pensiones tiene que responder el presupuesto en su totalidad".

PRODUCTIVIDAD

Según Margallo, "estamos en un mundo de cambio, basta ver lo que ha pasado en el G20, las distintas concepciones económicas entre los Estados Unidos de Trump y el resto de países industrializados o lo que está pasando con el brexit que supone que la UE también está en cambio".

En este contexto, ha indicado que España "está en una situación muy complicada desde el punto de vista de la cohesión territorial en Cataluña y desde el punto de vista de la cohesión social, con las manifestaciones que estamos viendo de los pensionistas que en el fondo es cuestionar todo el contrato social".

Pero también, ha dicho, "desde el punto de vista político, al ser un Parlamento muy fraccionado que al parecer dificulta el entendimiento en los grandes partidos, que es absolutamente necesario para resolver estos problemas que tenemos".

"Hay que cambiar la mentalidad, saber que estamos en un mundo nuevo, que las soluciones viejas no sirven e imaginar soluciones distintas", ha indicado, apuntando que ese "esfuerzo de imaginación" lo tienen que hacer "las administraciones, las empresas y también los ciudadanos".

Ha apuntado a que la clave "está en la productividad, tenemos lo primero que bajar el desempleo, que es verdad que se ha reducido mucho, pero sigue habiendo una capacidad ociosa muy importante, especialmente en determinados colectivos, como jóvenes, mujeres y mayores de 55 años". "Cuanto más trabajo haya habrá más consumo privado, más crecimiento, más cotizaciones y por tanto mayor colchón para pagar las pensiones", ha afirmado.

"Pero no basta con dar empleo, tiene que ser lo más fijo posible, acabando con la temporalidad que no permite ni desarrollar el capital humano ni aumentar la productividad", ha asegurado el que fuera ministro con el PP, quien ha estimado que "mientras no aumente la productividad, no se puede subir los salarios sin perder competitividad".

En este punto, ha considerado que los salarios "son muy bajos" comparándolos con los alquileres y el coste de la vida, por lo que ha insistido en que "más productividad es más salario y más salario es más capacidad económica para pagar a aquellas personas que han dejado de trabajar, para cubrir la brecha salarial y en definitiva para seguir avanzando".

"Productividad quiere decir moverse en el mundo moderno, es digitalización, es innovación, es formación de capital humano y vivir en el siglo XXI", ha manifestado Margallo.

ESCUCHAR A LA CALLE

Por su parte, el exministro Jordi Sevilla ha abogado por "escuchar a la calle" para resolver los problemas y ha señalado que "los problemas de las pensiones no se resuelven haciéndoles perder poder adquisitivo a los pensionistas", apuntando que "negarse a reconocer ese dato nos va a negar otras soluciones que existen al problema de las pensiones, porque estamos en distintas alternativas entre las que se tiene que elegir".

"Hay un problema muy evidente y es que los pensionistas están diciendo que no quieren perder poder adquisitivo, que las pensiones tienen muchos problemas pero que busquemos una fórmula que permita resolverlos y no perder poder adquisitivo", ha explicado Sevilla.

Ha indicado que el momento actual "gira en torno a que la crisis ha terminado pero la recuperación no termina de llegar a los ciudadanos". "Estamos viendo que a los pensionistas no les llega y tampoco para romper la brecha salarial de las mujeres y acabamos de conocer datos de la contabilidad nacional del año pasado, donde el conjunto de los salarios pesa menos que el PIB que nunca en los últimos muchos años", ha dicho.

Por tanto, para Sevilla, "se está poniendo sobre la mesa el que sólo con crecer no basta, hay que hacer algunas cosas distintas para asegurar que ese crecimiento es estable y continuado", para lo que ha defendido, igual que Margallo, "una apuesta seria por la productividad, la innovación y la tecnología", además de que "se distribuya equitativamente a quien más esfuerzos hizo durante la crisis y a quien más lo merece".

Eso, ha indicado, "puede exigir algunos cambios de políticas", por lo que ha incidido en que la receta "es escuchar a la gente, escuchar a la calle", porque, al igual que los pensionistas, "los trabajadores están diciendo a lo mejor ha llegado la hora de poner fin a la austeridad salarial y es hora de empezar a reforzar las negociaciones colectivas para que haya subidas; y las mujeres están diciendo que hay que tomar medidas legislativas para acortar la brecha salarial".

"Escuchando a la gente se pueden encontrar soluciones", ha señalado Sevilla, apuntando, sobre si el Gobierno escucha a la calle, que "hubo mayoría suficiente para imponer y aplicar las medidas de austeridad y hacer frente a la crisis, la duda es si ahora que toca repartir y vienen un poquito mejor las épocas hay mayorías parlamentarias suficientes para ir en esa línea".

"De momento no lo estoy viendo, veremos si con la presentación de los presupuestos existen o no", ha dicho el que fuera ministro con el PSOE, apuntando que "si sigue la sensación de bloqueo parlamentario me temo que la única solución será ir a elecciones".

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Julio 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31