Viernes 15/12/2017.

| Bizkaia

Bizkaia

El Ayuntamiento de Urduliz regenerará las laderas de Santa Marina con un proyecto en el que invertirá 135.000 euros

Quiere reducir la emisiones de CO2 y aumentará la superficie arbolada con especies autóctonas
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

El Ayuntamiento de Urduliz (Bizkaia) se ha propuesto regenerar las laderas de Santa Marina y, para ello, trabajará en varias parcelas que, en total, suman una superficie de 13.793 metros cuadrado, según ha informado el Consistorio.

De esta forma, pondrá en marcha el proyecto denominado "Regeneración mediante reforestación como sumidero de carbono en las laderas de Santa Marina", en cuya elaboración han participado el Departamento de Urbanismo de Consistorio y Ekogune, oficina de Agenda Local 21 de la Mancomunidad de Uribe Kosta.

El Ayuntamiento destinará una partida en sus presupuestos de 135.000 euros para realizar el desbroce y limpieza del terreno con medios mecánicos, manteniendo los ejemplares de interés que actualmente existen en el terreno; la eliminación de especies invasoras; la aportación de tierra vegetal para relleno de las zonas objeto de la limpieza; la plantación de 41 Quercus robur y 35 ejemplares de Carpinus betulus; y la creación de un pequeño sendero con bancos para el disfrute sostenible de los y las urduliztarras.

El Consistorio ha destacado que se trata de proyecto "muy importante por su beneficio ambiental", ya que, hoy en día, en Urduliz se emiten anualmente alrededor de 6,5 toneladas de CO2 a la atmósfera. "Realizando esta reforestación, se generará una retención de un 3,1% de estas emisiones a lo largo de la vida de la masa forestal", ha asegurado en un comunicado.

Asimismo, que las peñas de Santa marina son una formación única en Uribe Kosta y se conservará como tal. Sin embargo, actuará ante el hecho de que las laderas próximas hayan sufrido una degradación y un semi-abandono que ha provocado que proliferen especies ruderales, eucaliptos de plantaciones anexas e incluso especies invasoras como la Cortaderia selloana o la Budiceta.

También ha apuntado que la reforestación de la zona impulsará el hábitat robledal de las peñas, "afectado por la degradación de su entorno". "El Ayuntamiento va a actuar en las laderas de Santa Marina y lo hará respetando al máximo el carácter de entorno natural en el que se encuentra", ha añadido.

SUPERFICIE ARBOLADA

En este sentido, se propone aumentar la superficie arbolada con especies autóctonas como el Quercus robur o el Carpinus betulus. El Quercus robur o roble común es un árbol caducifolio que alcanza los 30 metros de altura. De copa amplia y redondeada, se encuentra muy comúnmente en el tercio norte de la península ibérica.

Se trata de una especie autóctona y propia del hábitat cantábrico, que tiene capacidad de absorción de CO2 mayor que otras especies arbóreas, incluyendo otros robles. El Carpinus betulus, por su parte, es un árbol mediano de tronco sinuoso y de aspecto similar al haya. Sin duda, una mayor superficie de bosque contribuirá a una mayor calidad ambiental para las especies que habitan en ellos y una regeneración más rápida de todo el entorno.

Por otro lado, se procederá a eliminar las especies exóticas, a través de técnicos contratados por la Mancomunidad de Servicios de Uribe Kosta, y siguiendo los criterios de baja intervención en el entorno objeto del proyecto y de mantenimiento del hábitat.

Se priorizará la eliminación por métodos físicos, como el mulching o acolchado y el desarraigo manual, siempre que sea posible, aunque en algunas zonas se utilizarán métodos químicos, aplicando fitosanitario. El terreno determina la utilización de unos u otros métodos.

MÁS BENEFICIOS

A través del aumento de especies vegetales, se prevé una recuperación de especies faunísticas, principalmente aves. Otro beneficio importante es la estabilización de la ladera, ya que la regeneración de estos terrenos ayudará a prevenir futuros deslizamientos de suelo.

Por último, este proyecto se considera también necesario como medida preventiva anti-incendios, ya que la limpieza y la regeneración ayudarán a reducir el riesgo existente en el actual estado del terreno.

Para su actuación, el Ayuntamiento de Urduliz tendrá en cuenta, en todo momento, las características del entorno. Las peñas de Santa Marina son una formación rocosa de 207 metros de altitud, de naturaleza silícea.

La vegetación potencial es pobre en especies características, a lo que hay que añadir que algunas de las existentes se distribuyen irregularmente. Es un medio demasiado expuesto a los rigores climáticos y la falta de suelo, debido a la verticalidad y el agua, produce que la vegetación que las cubre sea escasa.

Además, las zonas forestales de los terrenos aledaños (hay eucalipto principalmente), provocan que haya rodadas de vehículos o residuos cerca, lo que tampoco ayuda a evitar la degradación. Este proyecto en la zona de Santa Marina pretende reforestar una hectárea de terreno, hoy semi-abandonado y con un ecosistema muy degradado, en un sumidero de emisiones de CO2. Este cambio de usos va acorde con el Plan Vasco de Lucha contra el Cambio Climático 2008-2012.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Diciembre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31