Jueves 12/07/2018.

Mundo

Guterres expresa su preocupación por la "intensificación" de la violencia en Nicaragua

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, ha expresado este miércoles su preocupación por la "intensificación" de la violencia en Nicaragua y ha condenado el ataque contra mediadores de la Iglesia en el proceso de diálogo nacional.

"El secretario general (de la ONU) reconoce el importante papel de mediación de la Conferencia Episcopal Nicaragüense e insta a todas las partes a respetar el papel de los mediadores, abstenerse del uso de la violencia y comprometerse plenamente a participar en el diálogo nacional para desescalar la violencia y encontrar una solución pacífica a la crisis actual", ha dicho el portavoz de la Secretaría General del organismo internacional, Stéphane Dujarric.

Las palabras de Dujarric llegan tres días después de la muerte de otras siete personas en acciones de paramilitares y efectivos de la Policía en las localidades de Diriamba, Dolores y Jinotepe, al sur de Managua, en el marco de las protestas contra el Gobierno del presidente, Daniel Ortega.

Los agentes se disponían a desmontar las barricadas levantadas por los activistas de la oposición, lo que derivó en un enfrentamiento. La Policía confirmó posteriormente la muerte de dos de sus agentes.

Por su parte, Ortega compareció el domingo para expresar su rechazo a una convocatoria de elecciones anticipadas que pide la oposición. "Ya habrá tiempo, tal como manda la ley, habrá tiempo para elecciones. Todo tiene su tiempo", dijo.

La Conferencia Episcopal de Nicaragua, mediadora en el conflicto; el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro; organizaciones de la sociedad y empresarios han pedido el adelanto de los comicios para cerrar la crisis política.

Sin embargo, Ortega acusó de nuevo a los movilizados de "golpistas": "si los golpistas quieren ser presidentes, que busquen el voto del pueblo, como lo manda la ley". "El pueblo va a seguir luchando por la paz", para que "desaparezcan de todo Nicaragua esos lugares donde se vienen cometiendo crímenes todos los días", en referencia velada a los cortes de carreteras.

Además ha criticado a los obispos: "Cristo nunca dijo mata a tu hermano. Cristo dijo ama a tu hermano. Y eso es lo que deben de practicar los nicaragüenses. Todos sin excepción, incluso aquellos que lanzan maldiciones y nos sentencian a muerte en nombre de instituciones religiosas", argumentó Ortega.

Poco después, el obispo auxiliar de Managua, Silvio José Báez, respondió en Twitter que "si Daniel Ortega está pensando en la Iglesia católica cuando se refiere a 'instituciones religiosas', ya debería tener claro que la Iglesia católica no tiene miedo, que busca siempre la paz que brota de la justicia y que está siempre al lado de los pobres y de las víctimas".

Los opositores exigen la renuncia del mandatario, al que acusan de amañar elecciones, controlar los medios, manipular la justicia y querer instaurar una "dictadura familiar". Ortega ha acusado a los manifestantes de intentar socavar la democracia en uno de los países más pobres de América.

Más de 300 personas han muerto en los últimos tres meses a la represión de la Policía contra manifestantes, según el último informe de la Asociación Nicaragüense Pro Derechos Humanos (ANPDH).

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Septiembre 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30