Viernes 17/05/2019.

Mundo

El Gobierno de RCA y grupos rebeldes inician conversaciones históricas con la paz como objetivo final

La ONU confía en que del encuento de Jartum salga al menos un acuerdo para el fin de la violencia

El Gobierno de República Centroafricana y los catorce principales grupos armados del país han iniciado este jueves conversaciones históricas en Jartum bajo los auspicios de la Unión Africana y con el apoyo de la ONU que se espera puedan allanar el camino hacia la paz en el país tras más de cinco años de conflicto.

"Son unas conversaciones de paz históricas", ha reconocido a Europa Press desde Jartum el portavoz de la Misión de Estabilización de la ONU en RCA (MINUSCA), Vladimir Monteiro, ya que "por primera vez los catorce grupos armados reconocidos se reúnen con el Gobierno".

El encuentro se enmarca en la iniciativa de la UA para acabar con el conflicto que comenzó a finales de 2013 y que enfrenta al Gobierno, a los antiguos rebeldes Séléka --principalmente musulmanes-- y las milicias de autodefensa 'antibalaka' --predominantemente cristianas--.

"La idea es avanzar hacia un acuerdo de paz", ha señalado, y para ello, antes de esta reunión, que se prolongará durante dos semanas, se ha llevado a cabo mucho trabajo preparatorio, incluido un encuentro el pasado verano con los grupos armados para "escuchar qué es lo que realmente quieren y cuyas propuestas fueron trasladadas al presidente del país", Faustin Archange Touadéra.

En el encuentro, el Gobierno estará representado por el jefe de gabinete de Touadéra y por cinco ministros, mientras que está prevista la asistencia de los líderes de los catorce grupos armados. Además, estarán presentes el subsecretario general de la ONU para Misiones de Paz, Jean-Pierre Lacroix, y el comisario de Paz y Seguridad de la Unión Africana, Smail Chergui, así como representantes de la oposición y la sociedad civil centroafricana y líderes religiosos.

Desde la ONU, ha añadido, se espera que las conversaciones permitan que "Gobierno y grupos armados lleguen a un acuerdo y pongan fin a la violencia". Monteiro ha reconocido que en el pasado ha habido otros acuerdos que no fueron respetados pero ha confiado en que esta vez al menos se acuerde el fin de la violencia y ha subrayado que, en esta ocasión, no solo las partes están comprometidas sino que también lo están los países de la región, la Unión Africana y la ONU.

FUERTE VOLUNTAD DE DIÁLOGO

"El contexto es bastante distinto en la actualidad y hay un compromiso por parte de los centroafricanos que han decidido venir a Jartum, así que hay una fuerte voluntad y esperamos que permita avanzar en un proceso de paz y que ponga fin a la violencia", ha insistido el portavoz de la MINUSCA.

El secretario general del Consejo Noruego para los Refugiados (NRC), Jan Egeland, también ha confiado en el éxito de la cita de Jartum. "RCA se dirige hacia una catástrofe a menos que las conversaciones de paz tengan éxito". "Los ciclos repetidos de violencia que asolan a uno de los países más pobres del mundo han empujado la capacidad de la gente a resistir al límite", ha subrayado en un comunicado.

"El país se enfrenta al abismo a menos que sus líderes y grupos armados cumplan con la esperanza de paz de la población", ha prevenido Egeland, que visitó recientemente el país. Asimismo, ha reclamado la organización de una reunión internacional de alto nivel para abordar la situación en el país e incrementar los esfuerzos para apoyar a la población y para la reconstrucción.

"Tanto el Gobierno centroafricano como la comunidad internacional han fracasado en su respuesta a la crisis. Ahora necesitamos aprovechar esta oportunidad para evitar que el país se deslice hacia una guerra avanzada", ha defendido el responsable del NRC.

TERCERA MAYOR CRISIS HUMANITARIA

Con más de seis de cada diez habitantes necesitados de ayuda humanitaria para sobrevivir, RCA es la tercera mayor crisis humanitaria actual, de ahí el que la ONU haya solicitado 430,7 millones de dólares para ayudar a quienes más lo necesitan en 2019.

De los 4,6 millones de habitantes con que cuenta el país, 2,9 millones --el 63 por ciento-- necesitan ayuda y protección, una cifra que supone un aumento considerable respecto a los 2,5 millones que había hace un año. De ellos, 1,9 millones necesitan asistencia de forma inmediata.

Además, el 43 por ciento de la población, o lo que es lo mismo, 1,9 millones se enfrentan a inseguridad alimentaria y uno de cada dos habitantes carece de acceso a agua potable. A esto se suma el que uno de cada cuatro centroafricanos se ha visto desplazado por el conflicto.

Buena parte del país está controlado por los distintos grupos armados, de ahí el que Egeland haya aprovechado para pedirles que permitan "acceso seguro" a las organizaciones humanitarias a quienes necesitan ayuda. Por otra parte, ha reclamado a la comunidad internacional más apoyo a esta crisis, que solo recibió en 2018 el 49 por ciento de los fondos solicitados.

"Actualmente, la voluntad de la comunidad internacional de financiar el trabajo humanitario y de desarrollo en RCA no ha estado a la altura, haciendo que las personas desempleadas y hambrientas se conviertan en reclutas fáciles para los grupos armados que luchan por los recursos del país", ha denunciado Egeland.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Mayo 2019
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31