Domingo 11/12/2016.

| Libros

Libros

Aubenas da en "El muelle de Ouistreham" visibilidad al empleo precario galo

La periodista Florence Aubenas se mete en la piel de una trabajadora de la limpieza para dar visibilidad al empleo precario en Francia, una experiencia que ha recogido en un reportaje en forma de libro: "El muelle de Ouistreham".
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Aubenas da en "El muelle de Ouistreham" visibilidad al empleo precario galo Aubenas da en "El muelle de Ouistreham" visibilidad al empleo precario galo

La periodista Florence Aubenas se mete en la piel de una trabajadora de la limpieza para dar visibilidad al empleo precario en Francia, una experiencia que ha recogido en un reportaje en forma de libro: "El muelle de Ouistreham".

Aubenas ha dicho hoy en la presentación del libro en Barcelona que decidió escribir el reportaje después de la crisis financiera de Nueva York, aunque "no quería teorizar sobre la crisis, sino ver la realidad, porque en Francia hay cada vez más editorialistas, pero menos reporteros".

Sin cambiar su identidad, pero sin revelar que era periodista, se instaló durante seis meses en la ciudad normanda de Caen, como una mujer de 50 años, separada y con estudios secundarios.

Caen, una ciudad de 100.000 habitantes sin apenas inmigración, le despertó de su idea inicial: "pensé que por ese nivel de estudios que yo declaraba mi trabajo podría ser de vendedora de una tienda, pero en la oficina de empleo la funcionaria miró mi currículo y me dijo que aprovechara una oferta de limpieza, porque dentro de poco hasta para eso harían falta diplomas".

Al cabo de un mes y medio ya tenía su primer empleo para limpiar barcos entre el desembarco y la llegada de visitantes.

Una primera conclusión que Aubenas extrae de su experiencia es que "en Francia, donde hay una especial preocupación por la mujer y la paridad, la mujer vive otra realidad en ese mundo precario".

El trabajo de limpieza, que se podría pensar que era un empleo marginal, en realidad es todo lo contrario: "había estudiantes que hacían unas horas para completar el sueldo familiar, una maestra divorciada, jubilados a los que la pensión no les llegaba, y otros que consideraban que era una manera de ascender".

Aubenas se fijó como límite el día que consiguiera un contrato indefinido de 8 horas con vacaciones, pero dejó su experimento al cabo de seis meses cuando consiguió "un contrato indefinido de dos horas y media diarias".

Advierte la autora que "cada vez hay más personas con trabajos fragmentados, que pierden tiempo en desplazamientos", lo que no hace más que constatar que "existen dos mundos laborales inconexos: el tradicional y el mundo del trabajo precario".

Para ilustrar la gravedad del asunto, Aubenas recuerda que "hace veinte años, el 2% de la masa salarial eran contratos precarios, mientras que hoy es un 20%", unos trabajadores que no son mencionados ni por los sindicatos, que permanecen invisibles.

Cuando se publicó "El muelle de Ouistreham" (Anagrama) en Francia, hubo, señala Aubenas, un debate abierto entre los políticos, incluido el propio presidente, Nicolas Sarkozy, "pero no hubo ningún efecto".

En un país como Francia, "campeona de las leyes que protegen los derechos, pero también de las leyes no aplicadas", cree Aubenas que "una respuesta legislativa no hubiera sido la solución".

Para la periodista francesa, aunque todos somos víctimas de la crisis, también "todos somos cómplices, pues vamos al supermercado, porque es más barato, pero sabiendo que las cajeras están mal pagadas".

Aubenas, que fue secuestrada durante cinco meses en Bagdad en la guerra de Irak, no fue reconocida por ninguna de las personas con las que trató durante su trabajo como empleada de la limpieza: "fue como una lección de humildad, todos creemos que somos famosos, pero hay una frontera entre la política y el mundo de París y la gente normal", ha explicado.

Optó por emular a Günter Wallraff en "Cabeza de turco", porque "si hubiera ido con una grabadora o una cámara, no me habría ganado la confianza de las otras trabajadoras".

A su juicio, "el periodismo sirve para hechos excepcionales como una guerra, un tsunami o para el retraso de los trenes, pero para lo cotidiano no es útil".

De hecho, explica, cuando volvió con aquellas chicas tras escribir el libro al presentarse como periodista, muchas le dijeron: "¿desde cuándo los periodistas se preocupan de gente como nosotras?".

Wallraff se transformó en turco durante dos años para llegar a la conclusión obvia de que en Alemania había racismo, pero después de leer el libro vemos que en realidad no lo sabemos todo, ha dicho.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Diciembre 2016
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31