Martes 21/11/2017.

| A Coruña

A Coruña

Jove dice que compró activos de Martinsa en 2007 tras "amenazarlo" Martín con presentar una demanda

El actual director general de la inmobiliaria sostiene que los nuevos gestores detectaron "incorrecciones" en la valoración en 2008
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

El expropietario de Fadesa, Manuel Jove, ha afirmado este lunes que en agosto de 2007 accedió a comprar activos hoteleros de la nueva Martinsa Fadesa por 200 millones de euros tras ser "amenazado" por el presidente de la nueva compañía, Fernando Martín, con que lo demandaría.

"A lo mejor no hice bien", ha admitido Jove ante el juez en la primera sesión del juicio por la demanda de responsabilidad social que le interpuso el comprador de la inmobiliaria que él mismo había fundado y que le reclama 1.576 millones de euros.

El empresario gallego ha explicado que Fernando Martín lo llamó, una vez hecha la compra, y le dijo que "necesitaba 200 millones". De acuerdo con la versión de Jove, que ha declarado como testigo en la primera sesión del juicio, cerraron un acuerdo --en el hotel Intercontinental de Madrid, ha precisado-- que se formalizó en agosto de 2007 y que implicó la adquisición por parte de Jove de activos que no interesaban a Martín, como cuatro hoteles en Galicia y dos en Cataluña.

El mismo, ha continuado, incluía un pacto de "no agresión" mediante el cual el presidente de Martinsa Fadesa renunciaba a presentar posteriores demandas o reclamar responsabilidades. "A lo mejor lo hice mal, pero no quería tener lo que tenemos ahora mismo", ha indicado, en alusión al juicio, para justificar el haber accedido a la petición de Martín.

Este documento, posterior al acuerdo de compra de Fadesa, de septiembre de 2006, se hizo una vez los nuevos propietarios hicieron una "revisión" del estado de los activos. De hecho, el empresario gallego sostiene que el mismo indicaba que Martín había "examinado detenidamente" la situación de la sociedad antes de su firma.

Jove ha manifestado, asimismo, que él no participaba directamente en la elaboración de las valoraciones de activos o en la información proporcionada para tal fin a la auditora CB Richard Ellis --a la que se encargó una auditoría sobre Fadesa--, sino que esa tarea dependía de la información aportada por las delegaciones territoriales.

También ha comparecido el que era consejero delegado de Fadesa durante la venta, Antonio de la Morena, quien ha argumentado, al igual que Jove, contra la acusación de que se sobrevaloraron los activos para la venta. De la Morena, igualmente demandado por Martinsa, ha sostenido que la información para las valoraciones "siempre ha sido la correcta, en todo momento" y ha apuntado a la información dada por las delegaciones.

La defensa de Jove argumenta que el informe de tasación de CB Richard Ellis, referido a diciembre de 2006, se emitió el 26 de febrero de 2007, cinco meses después de que la operación de venta se cerrase, el 28 de septiembre de 2008.

En cualquier caso, el que fue consejero delegado de Fadesa ha indicado que, a su juicio, la valoración de activos "no tiene incidencia en la compañía", puesto que los precios de compra y venta no guardaban relación con ese análisis. Por ello, ha dicho que "no era un elemento muy trascendente" y ha puesto el acento sobre el valor que los mercados atribuyen a la empresa.

MARTÍN "NUNCA" PREGUNTÓ

Además, ha señalado que desconoce el procedimiento de las firmas de tasación para hacer sus estudios y si se basaban en la información dada por Fadesa. En algún caso, ha apuntado, "habían visitado activos". De la Morena ha negado que la clasificación interna de los suelos que hacía la inmobiliaria coruñesa --los apartados no se corresponden con los empleados habitualmente-- afectase a la valoración y ha asegurado que los suelos siempre tenían potencial de desarrollo

El antiguo consejero delegado de Fadesa ha indicado que no recuerda que Fernando Martín preguntase "nunca" sobre la valoración de los activos tras cerrar la compra, aunque sí ha dicho conocer las supuestas amenazas del empresario madrileño, pues se lo transmitieron "varias personas". Además, en la misma línea que Jove, ha relatado que mantuvo varios encuentros con el comprador y que las dudas acerca de si podía facilitarle información confidencial lo dejaron "un tanto preocupado".

La obstrucción en el acceso a información es una de las cuestiones que Martinsa denuncia en su demanda. El actual director general de Martinsa Fadesa, Antonio Gil, ha señalado a este respecto que, pese a que pidieron en varias ocasiones la documentación empleada por Richard Ellis para el informe completo (con las fichas de los activos, una tasación individual y un resumen global) no se les remitió la totalidad hasta noviembre de 2010.

"INCORRECCIONES"

Gil ha relatado que a finales de 2007 los nuevos gestores comenzaron a detectar "incoherencias" y a lo largo de 2008 aparecieron las "incorrecciones". Además, ha sostenido que las denominaciones como "obra en curso" --la defensa de Jove ha sostenido que se designan como "promociones en curso"-- de terrenos en los que "no había obra en construcción ni tenían licencia de obra" llevó a tener que devolver a algunos clientes cantidades adelantadas por viviendas. "El llamarlo obra en curso permite un método de tasación que permite subir el valor de esos activos", ha indicado.

Ha comparecido ante el juez también el que fue director jurídico de Martinsa Fadesa hasta octubre de 2010, Javier Lacleta, quien ha relatado que tras la fusión ordenó una auditoría interna de los activos que no terminó porque "era demasiado tiempo".

Además, ha apuntado que discutió en dos ocasiones con Richard Ellis porque "no quería enviar" la documentación que había usado en su valoración de Fadesa y ha dicho no recordar que responsables del nuevo equipo diesen orden de buscar argumentos para demostrar que las tasaciones estaban mal, bien por responsabilidad de la auditora, bien por culpa de la empresa que dirigía Jove.

RESPONSABLES DE ÁREAS

Por la sala del Juzgado de lo Mercantil número 1 también han pasado los delegados actuales de Martinsa Fadesa en Andalucía Occidental y en Canarias, quienes han negado tener participación en la elaboración de documentación para Richard Ellis y han indicado que elaboran informes técnicos cuyo uso posterior desconocen.

El responsable en Canarias ha revelado que recibió "presiones" para comenzar una obra en un terreno que carecía de licencia en Guanarteme y que en el caso de la Atalaya Dorada la certificación de obra se firmó antes de que se diese la licencia de construcción.

Por último, Jove ha indicado que el reparto de un bonus a los empleados con la operación de venta a Martinsa fue "condición desde el primer día" y que "consta en el documento" pactado. A cambio, ha apuntado, esperaba el "cariño" de los que eran aún sus empleados y pedirles que "se portasen con el nuevo presidente como se portaron" con el fundador de Fadesa.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Noviembre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30