Lunes 02/10/2017.

| España

España

Abogados gratis o que te aseguran ganar, ¿fiables?

  • Con la publicidad en Internet existen anuncios de abogados de los que es mejor no fiarse. Descubre cómo identificarlos

Los despachos de abogados que aparecen en anuncios publicitarios no tienen que ser peores, pero es evidente que algunos siguen prácticas publicitarias más correctas que otras.

Si se teclea “abogado” en Wallapop – una página web de venta de objetos de segunda mano – es fácil encontrarse abogados a cero euros o con descripciones del estilo “paga en función de la cantidad que consigamos recuperar del moroso”, “cobramos cuando recibas tu indemnización” o directamente “obtén la máxima indemnización”.

Sin embargo, la realidad se aleja en muchos casos de las perspectivas de estos anuncios: es difícil que un proceso judicial te salga gratis, pocas veces tendrás una garantía real de que ganarás un pleito, no te pueden asegurar al cien por cien el máximo de beneficio y a veces las estadísticas de casos ganados pueden estar falseadas.

La publicidad de abogados debe respetar los límites deontológicos. ¿Quieres contratar un abogado que has encontrado por Internet? De acuerdo. Pero es mejor tener en cuenta algunas precauciones.


Abogados a cero euros no son fiables

No es posible que un abogado publicite sus servicios a cero euros.

Inés Blanco, Presidenta Comisión Deontología Confederación Española de la Abogacía Joven, explica por qué. “El hecho de que se anuncien de esta manera los abogados no quiere decir que haya de verdad abogados a cero euros o gratuitos” afirma la abogada.

Es por ello que este tipo de publicidad no es sólo poco fiable sino además sancionable.

“Ofrecer unos servicios que suponen una venta a pérdida, concepto articulado tanto en el Código Deontológico de la Abogacía como en la Ley de Competencia Desleal, es perseguible disciplinariamente si se denuncia”.


Ganarás sí o sí

Tampoco es correcto asegurar que el cliente siempre ganará.

Términos como “obtendrás el máximo beneficio” o “te aseguramos ganar” no tienen porqué ser veraces, aunque se dejen escuchar con frecuencia. Sin embargo, no hay que engañarse, incluso en casos de los que te aseguran que están ganados. El hecho de disponer, por ejemplo, de un contrato con cláusulas suelo no te garantiza, al 100%, que ganarás un posible pleito.

Dependerá siempre del caso en concreto y de cómo se desarrolle el proceso, pero en ningún caso una publicidad puede garantizarte ganar sin conocer los detalles de tu caso.


Encontrar tu abogado en Google

Tampoco es malo encontrar tu abogado utilizando Google. Al fin y al cabo, el buscador online es una herramienta indispensable para resolver los problemas de la población. Por qué no, puede ayudar también con los problemas jurídicos.

No obstante, Inés Blanco aconseja, como en todo, una utilización con cuidado.

“No está mal acudir a este sistema de búsqueda, donde aparecen webs de despachos profesionales ¿cómo si no podrían localizarse? Eso sí, y como todo en la red, con cautela e informándose bien para comprobar que lo que se nos ofrece son servicios de profesionales colegiados como abogados ejercientes, y que pueden llevar nuestro procedimiento correctamente”.

También es importante, por supuesto, el tipo de web donde encontramos el despacho.

Para la abogada consultada, no es lo mismo el abogado que se anuncia en una web corporativa que por plataformas no destinadas a los servicios jurídicos.

Como Wallapop, donde asegura existen estos anuncios de abogados.

“Bajo mi punto de vista no es la plataforma adecuada para ofrecer los servicios de la abogacía, teniendo en cuenta que se trata de una app para la compra y venta de productos, en su mayoría de segunda mano, por lo que de ninguna manera beneficia a la imagen de la abogacía”.


Las estadísticas de casos ganados no están controladas

Otra técnica habitual es publicitar el despacho sacando músculo con los casos ganados, que normalmente suelen rozar el 100%.

Es evidente que el historial de casos resueltos satisfactoriamente es un aval para el prestigio de un abogado. Sin embargo, hay que tener en cuenta que el control de la veracidad de estos datos es complejo, tal y como asegura la experta jurídica.

“El problema es que al menos desde el punto de vista deontológico/disciplinario es complicado calcular si esas estadísticas son reales y en cuánto afectan a la captación de clientes o no. Obviamente pueden ser engañosas, si son manipuladas, como cualquier otro tipo de dato”, afirma la jurista.


Pendientes de nueva regulación

Para Blanco, las prácticas deontológicamente dudosas desde los despachos de abogados están comenzando a extenderse, amplificadas por Internet, que además hacen que lleguen a un “mayor número de receptores”.

No obstante, la experta en deontología jurídica concluye que su análisis está condicionado a la regulación deontológica actual. Un código deontológico que, según anuncia, está pendiente de revisión, la primera desde 2002, y que puede controlar en el futuro de forma efectiva estos nuevos fenómenos publicitarios que actualmente invaden la red.




Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Octubre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31