Sábado 23/09/2017.

| España

ENTREVISTA

España

Isabel Serra (Podemos): "El voto del 1 de octubre será un voto de movilización"

  • La diputada de la Asamblea de Madrid y portavoz de el Consejo Ciudadano Autonómico de Madrid habla con teinteresa.es en la serie de 'Jóvenes políticos'
  • Durante la conversación, Serra defiende la necesidad de diálogo ante el desafío catalán e insite en que solo se resolverá cuando los catalanes voten

Isabel Serra, portavoz del Consejo Ciudadano de Podemos Madrid y diputada en la Asamblea de la Comunidad, conversa con teinteresa.es en la serie ‘Jóvenes Políticos’. Cataluña marca el pulso de una conversación en la que Serra insiste en la necesidad de que el pueblo catalán vote. “Es la única solución” señala.

Sobre lo que ocurrirá el próximo 1 de octubre, la diputada admite que no sabe lo que pasará pero admite que previsiblemente no será una votación como tal. Aun así , cree que será una movilización.


¿Qué tres retos diría que tiene el próximo curso político?

Yo creo que en primer lugar dar una solución política a la cuestión catalana. Es un conflicto que creo que se debe resolver en estos términos y no judiciales, como apuesta el Partido Popular por resolverlo. En segundo lugar una cuestión fundamental, a pesar de que nos hayan contado el cuento de la recuperación económica, creo que hemos salido de la crisis peor de lo que estábamos. Creo que la mayor parte de la población no ha salido. Hay un reto fundamental: avanzar  hacia una sociedad que sea menos desigual en términos económicos y de renta. Y en tercer lugar, en lo que va de año y en el pasado, vemos como la cuestión de la violencia contra las mujeres es un elemento imprescindible al que hay que atender. Hay que poner recursos públicos para proteger a las mujeres y para prevenir a la violencia machista. Está surgiendo un movimiento feminista que exige de verdad avances en lo derechos de las mujeres.

¿Cómo ve lo que está ocurriendo en Cataluña como diputada regional en otra comunidad?

Tengo la sensación de que el gobierno de España no está atendiendo a la situación que hay. Está poniendo todos los impedimentos para que se revuelva en términos políticos. Yo creo que se tendría que hacer un referéndum con garantías y sin impedimentos. Un referéndum en condiciones para que el pueblo catalán pueda decidir sobre su futuro libremente.

¿Cómo sería ese referéndum? ¿Quién debe votar?

Creo que el referéndum en Cataluña se lleva pidiendo por parte de los catalanes desde hace mucho tiempo. Por poner una fecha, desde el año 2012 hemos visto manifestaciones masivas en Cataluña donde hay un movimiento plural, no solo independentista, también soberanista que defiende ese referéndum. Es el pueblo catalán quien debería votar y por tanto hay que poner todas las garantías. Pero si lo vemos únicamente al margen de la historia de lo que ha pasado, no se comprende. Yo pongo el punto de inicio en el año 2006 cuando sale mayoritariamente en el Congreso y en el Parlament el Estatut. Pero cuatro años después el TC, por un recurso del PP, lo modifica y no deja que los catalanes puedan decidir su vinculación con el resto del Estado.

¿Cómo le explicaría a un madrileño, como diputada en la Asamblea de Madrid, que no tiene derecho a decidir sobre una parte de su Estado?

Ver la política y las leyes al margen de las demandas populares es algo erróneo y falso. Creo en el progreso y el avance social en base a demandas populares para así modificar las leyes. Es así como avanzamos. Lo que estamos viendo en Cataluña es precisamente un movimiento soberanista que quiere decidir y por ello hay que adaptar las leyes y las decisiones. Deben ser los propios catalanes quienes decidan sobre su futuro porque hay un movimiento social que lleva muchos años exigiendo eso.

Desde la justicia se insiste en que desde Cataluña no se están acatando las leyes, ¿qué se debe hacer entonces?

Lo dijo Carmena hace unos días, la ley del referéndum no es algo declarado ilegal, es algo suspendido por el TC que funciona así cuando el Gobierno pone un recurso contra una ley autonómica. Eso no quiere decir que mediante esa sentencia se puedan suspender derechos fundamentales como el derecho de reunión en el resto del Estado que es lo que hacen cuando impiden que se celebren actos. Ese acto que se quería celebrar en Madrid es una defensa del referéndum, para que catalanes puedan decidir sobre su futuro. Eso no quiere decir que en el acto pongamos en marcha los mecanismos para que se lleve a cabo. Simplemente expresamos nuestra opinión. Como diputada muchas veces expreso opiniones contrarias a la legislación que hay. Eso no quiere decir que yo esté cometiendo una ilegalidad.

Yo preguntaba por las actuaciones que se deben llevar a cabo cuando el Govern no considera legítimas las suspensiones, en este caso del Constitucional. ¿Qué hay que hacer?

Dar una solución política pero no. El modo de proceder de la justicia tiene que ver con un recurso del PP, como ha ocurrido en Madrid. El paso tiene que ser previo, tiene que ver con que el PP y el Gobierno no opten por ese camino. Cuando el TC, tres años después del Estatut, modificó varios de los artículos lo hizo en base a que esos artículos no entraban en la Constitución Española. Lo que podía haber hecho Zapatero, teniendo en cuenta que tenía la mayoría, era haber reformado la Constitución. Pero no lo hizo y hemos llegado hasta aquí. Tampoco hizo nada el PP por dialogar desde que en 2012 entrase en el Gobierno. Como se suele decir, yo creo que el PP es una máquina de hacer independentistas.

Ada Colau confirmó que había llegado a un acuerdo con Puigdemont y cedería espacios para el 1-O, ¿qué opinión le merece?

Colau ha intentado defender los derechos de los trabajadores y los funcionarios en esta situación tan complicada de conflicto y que ante el funcionamiento del Gobierno, que es judicializar un conflicto que es político,  ella está viendo que hay que dar una respuesta. Nos toca a todos y a todas defender derechos fundamentales y otra vía frente a la tomada por el Gobierno. Por eso cuando ha salido Ada Colau con Puigdemont pidiendo diálogo y una fórmula pactada es porque hay unos que quieren diálogo y otros que quieren impedirlo. Hasta el punto de intimidar o reprimir algunos derechos.

¿Cómo es posible pactar un referéndum?

Lo hemos dicho siempre en Podemos. La única solución a la cuestión catalana es una solución política; y en primer lugar con escuchar al pueblo catalán. En eso vamos a seguir, en que se pueda dar un referéndum con garantías.

¿Qué cree que va a pasar el próximo 1 de octubre?

Lo que vemos estos días es que el Gobierno ha optado por judicializarlo además de, como estamos viendo,  intimidar alcaldes; se están investigando medios de comunicación y se está impidiendo que se lleve a cabo el referéndum. Está en entredicho si se va a realizar ese referéndum o no. Lo que está pasando requiere que toda la izquierda, no solo la catalana, defienda los derechos fundamentales de todo el pueblo español. Eso pasa por defender la libertad de expresión, el derecho de reunión y la democracia. Cuestiones que en el acto de Madrid se iban a defender y como hemos visto una vez más el PP ha funcionado de forma judicial. Creo que es un error profundo lo que está pasando en Cataluña y en el resto del estado.

¿Votaría el 1-O?

Es una pregunta bastante difícil. No soy catalana ni estoy allí. Es imposible que me ponga en este momento en la experiencia de un catalán. No lo sé, no tengo los mecanismos para comprender esa situación.

Y si un catalán le pregunta qué va a ocurrir con su voto, ¿qué le diría? ¿Qué consecuencias va a tener la votación del 1 de octubre?

Ahora mismo los datos dicen que hay un 80% de la sociedad catalana a favor de ese referéndum.

¿Pero de este referéndum tal y como está planteado?

Sí. Y me atrevería a pensar que si se convocasen elecciones obtendrían una mayoría más aplastante todavía. Creo que el voto en este referéndum tiene un sentido de movilización, como ha dicho Colau. Es un acto para defender el derecho a decidir de los catalanes.

Pero la CUP y JxSi insisten en que es un referéndum vinculante. Si gana el sí iniciarán el proceso hacia la independencia.

Hay que señalar que a pesar de que el PP insista en que el PdCat y la CUP es el movimiento soberanista yo creo que es un movimiento mucho más plural de lo que se expresa en ese parlamento. Lo hemos visto en manifestaciones y datos que apuntan al 80%. Yo creo que evidentemente habrá que ver la participación de ese referéndum y posteriormente tener otra vía de diálogo que espero que en algún momento el gobierno de España tenga con los catalanes. Creo que esa es la única solución a todo el proceso. Después de ver le porcentaje  de personas, que creo que será algo masivo, hay que buscar otras vías de diálogo y otras soluciones.

Desde el gobierno de España insisten en que sí ha terminado, ¿por qué defienden que es mentira?

El Gobierno dice eso porque ha visto que cuando la sociedad se moviliza en contra de los efectos de las políticas de austeridad sobre la mayor parte de la población surgía algo como el 15M y luego entraba un partido como Podemos en las instituciones. Su poder se tambaleaba. De hecho, el PP ha perdido muchos ayuntamientos y el bipartidismo ha entrado en crisis. Por tanto el interés del PP en decir que todo va muy bien y que hemos superado la crisis se basa en que estamos creciendo a un 3%. Evidentemente los datos no dicen esto ni tampoco las experiencias de la mayor parte de la población, aunque quieran normalizar una situación de precariedad. Los salarios siguen bajando con respecto a los beneficios; hay un 40% de los jóvenes entre 16 y 24 años que están en riesgo de exclusión, un dato para echarse las manos a la cabeza. A final lo que ha pasado es que han sido años de políticas de austeridad que han empobrecido a la mayoría de la población y han servido para recortar en derechos básicos como la ley de dependencia. Solo en Madrid hay 40.000 personas que no están accediendo a un derecho que ya tienen reconocido. Eso muestra que los recortes de los últimos años han empeorado a la mayoría de la población.

El último asunto que ha puesto ustedsobre la mesa es el de la violencia de género. ¿Cómo puede ser que no haya todavía un Pacto de Estado?

Cuando las mujeres se movilizan y se empoderan podemos ver un  efecto todavía más violento hacia ellas. Me atrevo a decir que los datos del último año de 106 muertes, según feminicidio.net que contabilizaba todos los asesinatos no solo los que contabiliza la ley, son unarespuesta al empoderamiento en las mujeres. Y por parte de las instituciones, o de algunos partidos, se insiste siempre en el discurso de “hay que hacer un Pacto de Estado”; pero ¿qué significa esto? No es solo lavarse la cara con palabras sino que hay que dar recursos para que se lleve a cabo. Hemos visto en Madrid cómo desde el año 2009 no se ha dejado de recortar en recursos para prevenir y proteger frente a la violencia machista. Cifuentes no ha revertido estos recortes. Creo que pueden insistir mucho en defender la igualdad, pero si no hay recursos ni políticas que defiendan a las mujeres la situación no van a mejorar.


Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Noviembre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30