Lunes 05/12/2016.

| Dinero

Lo nunca visto en EEUU

Dinero

Un sistema fiscal muy favorable a las grandes fortunas

  • La inversión en bolsa y el cobro de dividendos conllevan notables exenciones
  • Obama ha prolongado dos años más un sistema que se ha revelado como ineficaz
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario
  • Obama habló de su tío desaparecido en la autobiografía "Los sueños de mi padre".

En líneas generales, el sistema fiscal de EEUU es similar al de los países de la Europa Occidental, bajo el precepto de que quien más gana, mayores porcentaje de impuestos paga. Sin embargo, son diversos los resquicios que las leyes norteamericanas permiten para que la carga impositiva se pueda reducir, especialmente si el ciudadano en cuestión es poseedor de una gran fortuna e invierte en bolsa.

En el artículo publicado en The New York Times, Warren Buffet señalaba que sólo había tenido que pagar un 17% sobre lo que había ganado en el último año. Una cantidad que se antoja muy pequeña, toda vez que el poseedor de la segunda fortuna del mundo sobrepasa con mucho el tope de los 250.000 dólares a partir de los cuales los estadounidenses tributan al tipo máximo. Sin embargo, si se tienen en cuenta los preceptos introducidos en su día por Geroge Bush y que Obama no ha modificado se puede entender mejor por qué Buffet paga, en proporción, menos impuestos que cualquiera de sus empleados.

En EEUU, existen tres tipos de impuestos, en función de las diferentes administraciones: locales, estatales y federales. Pero algunos de los estados no cobran impuestos. Entre ellos se encuentra Nebraska, donde se halla Omaha, el cuartel general de Buffet, la sede de la ya mítica Berkshire Hathaway, la sociedad a través de la cual canaliza muchas de sus inversiones.

Además, buena parte de los ingresos de Buffet llegan de los dividendos de Berkshire Hathaway, de la que es el principal accionista. La sociedad, que cotiza en Wall Street desde hace muchos años, es célebre por su generosidad a la hora de retribuir a los accionistas. De hecho, los títulos de la empresa suelen pasar de padres a hijos como parte de las herencias. Pues bien, en EEUU, los dividendos de las empresas cotizadas tienen una exención fiscal cercana al 70%, una de las medidas que Bush incluyó en el recorte fiscal que aplicó en 2001 para tratar de revitalizar la economía del país, lastrada entonces por el estallido de la burbuja tecnológica y los atentados del 11 de septiembre.

Y además, los rendimientos por las inversiones en bolsa tan sólo tributan al 15%, paradójicamente el mismo tipo al que lo hacen las rentas más bajas, aquellos ciudadanos que ingresan poco menos de 25.000 dólares al año. Teniendo en cuenta que las inversiones de Buffet se corresponden en muchas ocasiones con empresas cotizadas resulta más comprensible el hecho de que, finalmente, su aportación al fisco se quede muy reducida en relación con las personas que trabajan con él en las oficinas de Berkshire Hathaway.

No obstante, las grandes rentas en EEUU cotizan a un tipo máximo inferior al 40%, mientras que, por ejemplo, en España lo hacen al 45%. Además, el sistema fiscal norteamericano no contempla un impuesto sobre el valor añadido, como sí sucede en los países de la Unión Europea. De entrada, el sistema es más favorable para el ciudadano que, además, puede deducirse algunos impuestos después de haberlos pagado.

En octubre de 2010, Barack Obama cargó contra el sistema fiscal diseñado por Bush, que se ha tornado además ineficaz para su principal propósito, que era la revitalización de la economía estadounidenses. Por entonces, Obama aseguró que haría modificaciones pero, posteriormente y para sorpresa de todos, decidió prolongar durante dos años más la estructura impositiva fijada por la Administración Bush, pese a que llegaba a su fin y podría haber sido abandonada con el simple gesto de no renovarla.

En cualquier caso, la rebelión de las grandes fortunas contra la política de impuestos en EEUU llama la atención por el hecho de que reclamen pagar más, en un momento que se antoja delicado para las principales economías del mundo. ¿Qué hay detrás del artículo de Buffet o de la carta de los Millonarios Patriotas? Probablemente, un cierto temor a que la situación les lleve a no poder disfrutar de sus grandes fortunas, lo que ocurrirá si la economía de EEUU llega a la quiebra. Mejor mantener estable la situación, aunque sea con menos dinero en la cartera.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Diciembre 2016
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31