Martes 04/12/2018.

| Finanzas

Finanzas

La CIG critica que Banco de España y CNMV "hoy no sabrían cómo actuar ante otra crisis"

El secretario federal de Banca de la Confederación Intersindical Galega (CIG), Clodomiro Montero, ha criticado este miércoles en el Congreso la supervisión tanto de Banca de España como CNMV, pues cree que durante la crisis "actuaron con criterios ideológicos" y que "si se repitiese, no sabrían cómo actuar".

Durante su comparecencia ante la comisión que investiga en el Congreso la crisis financiera, el rescate bancario y la quiebra de las cajas de ahorro, Montero ha lamentado que la crisis sea consecuencia de un modelo financiero neoliberal, la laxitud de las normas y de las reticencias a intervención en aras de la autorregulación, así como la aplicación de una normativa "no correcta".

"Los árboles no les dejan ver el bosque. No ha sido una crisis de cajas", ha asegurado, acusando a comparecientes de la comisión que, a su juicio, "han intentado eludir su responsabilidad" ante una "gestión nefasta" tanto de los tiempos precedentes de la crisis como del propio rescate y los procesos de privatización y venta de activos de entidades nacionalizadas.

"La supervisión no falló. Simplemente el Banco de España y la CNMV actuaron con criterios ideológicos, aplicando una normativa que acreditaba la autorregulación financiera y de las propias entidades", ha aseverado, cifrando en más de 11.000 millones el dinero público perdido en el rescate de las cajas gallegas, en parte por una "privatización precipitada".

"EL BANCO DE ESPAÑA PERMITIÓ PREFERENTES SABIENDO LA QUIEBRA"

Respecto a la actuación del Banco de España, el representante de banca de la CIG ha criticado que fue "especialmente dolosa", teniendo en cuenta, ha dicho, que pese a la alerta de sus inspectores sobre situaciones de quiebra, no sólo "prefirió no intervenirlas", sino que no frenó operaciones como ventas de acciones preferentes.

Así, ha criticado que en 2009 "sabiendo que Caixa Galicia era inviable y tenía pérdidas previstas de 1.278 millones, permitió la emisión de participaciones preferentes", algo a lo que su sindicato se opuso, recordando que la propia agencia de calificación Moody's calificaba estos valores "como bonos basura".

"Esas preferentes fueron emitidas cuando sabía por sus informes internos que la entidad estaba en quiebra", ha denunciado, señalando que las sentencias dictadas en el Tribunal Supremo y la Audiencia Nacional corroboran que Caixa Galicia estaba en quiebra en el momento de la emisión.

"NO ES CIERTO QUE EL PROBLEMA ESTUVIERA EN QUE HABÍA POLÍTICOS"

Por otro lado, Montero ha criticado las posturas referidas a que el problema de la crisis y de las cajas radicara fuera de "gobernanza o politización". "Con esas intervenciones se pretende zanjar cualquier debate sobre la necesidad de una banca pública y no responde a la realidad que se vivía en las propias entidades y órganos de gobierno", ha dicho.

Así, ha señalado que Julio Fernández Gayoso, director general de Caixa Vigo, después Caixa Nova, entró como director general en 1965 y José Luis Méndez en Caixa Galicia en 1977, y que "ni el cambio de régimen, ni de gobiernos centrales, ni en ayuntamientos, ni la Xunta ni las diputaciones permitieron que se renovasen los órganos de gobierno".

"(Fernández Gayoso) Siguió hasta que pasó del banco al otro banco, el de los acusados", ha dicho criticando que en las cajas "mandaban los directores generales y los comités de alta dirección". También hay políticos en los consejos de administración de grandes bancos. Y en los de las eléctricas. El problema es la falta de supervisión", ha dicho.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Diciembre 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31