Sábado 15/12/2018.

| Energía

Energía

Fitch cree que persiste la incertidumbre sobre el sector gasista a pesar de no haberse concretado los ajustes

No cree que la sostenibilidad del sistema gasista sirva de excusa para justificar los recortes

Fitch Ratings ha advertido de que persiste "la incertidumbre" sobre el sector gasista, a pesar de no haberse concretado por el Gobierno la amenaza de ajustes a la retribución de la actividad regulada de transporte y distribución de gas, debido a la injerencia política.

En una nota, la agencia de calificación considera que la decisión del Gobierno de aplazar estos recortes al sector no cambia su opinión de que el riesgo de interferencia regulatoria en el sector sigue siendo "más alto que en otras jurisdicciones, lo que podría perjudicar los perfiles de ingresos de las 'utilities'".

De esta manera, cree que la situación pone de relieve las potenciales consecuencias "de la falta de un regulador independiente con un enfoque transparente y consultivo".

Así, Fitch Ratings cree que el marco español está más expuesto al riesgo político y a la transparencia en comparación con otros países del entorno como Portugal e Italia.

La pasada semana, el Gobierno estudió la introducción de ajustes en los costes regulados del sistema energético, centrados en la retribución de la actividad de distribución y transporte de gas, así como en el sector eléctrico, mediante su inclusión como enmiendas dentro del proyecto de Ley por el que se adoptan medidas urgentes para paliar los efectos producidos por la sequía que se tramitó en el Senado, aunque finalmente no se llevó a cabo debido a la falta de respaldo del resto de grupos políticos.

En concreto, este cambio supondría adelantar a 2019 la opción de revisar la retribución para las actividades de transporte, regasificación, almacenamiento básico y distribución. El actual periodo regulatorio expira el 31 de diciembre de 2020.

No obstante, en comparecencia en el Congreso de los Diputados, el ministro de Energía, Álvaro Nadal, estimó que estos ajustes que prevé por sobrerretribución de activos del sector gasista supondrían un máximo de 50 millones de euros.

Los rumores sobre la aplicación de estos nuevos recortes llevó a las empresas energéticas dedicadas al negocio eléctrico y gasista a dejarse en Bolsa los pasados 29 y 30 de enero más de 3.160 millones de euros en Bolsa.

Para Fitch Ratings, la propuesta del Ministerio refleja el deseo del Gobierno de reducir los costes regulado del sistema y reestablecer el equilibrio entre los costes y los ingresos "a expensas de las empresas, de forma similar a 2014".

VE EL SISTEMA GASISTA MÁS EQUILIBRADO QUE EN 2014.

Sin embargo, la agencia considera que el sistema gasista está más equilibrado en la actualidad que en 2014, "cuando la razón principal de la reforma fue el creciente déficit de tarifa del gas".

Así, señala que, a pesar de los pequeños déficits registrados en 2015 (27 millones) y 2016 (90 millones), este último debido en gran parte a los costes adicionales por el cierre del almacenamiento de gas Castor, se prevé un pequeño déficit para 2017, mientras que a partir de 2018 habrá superávits que ayudarán a ir gradualmente reduciendo la deuda acumulada pendiente de unos 1.000 millones de euros.

Por ello, la agencia de calificación no cree que la sostenibilidad del sistema gasista sirva de excusa para justificar este recorte a la retribución.

Además, indica que el Gobierno actualizó para este año la remuneración por los contadores de gas, lo que supone un impacto negativo de entre 6 millones de euros para las pequeñas distribuidoras y de unos 40 millones de euros para Gas Natural Fenosa.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias

Kit Buenos Días

Diciembre 2018
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31