Lunes 05/06/2017.

| Dinero

El nuevo método por el que subirán los precios

Dinero

¿Qué es la desindexación?

  • Peajes, gas, butano, porductos postales, expedición de títulos, productos farmacéuticos, transporte público, transporte urbano, seguros de responsabilidad civil obligatorio.
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Para empezar la palabra desindexación no está en el diccionario. La RAE no la contempla así que habrá que hacer caso esta vez al Gobierno que señala que es un invento español porque nadie ha sido capaz de desindexar tantos productos a la vez. Lo que sí existía hasta ahora y sí existe en ela RAE es indexar. Dos eran sus definiciones: Hacer índices, o registrar ordenadamente datos e informaciones para elaborar su índice. Lo que en el plano económico se consideraba indexar es que el 1 de enero de cada año había precios que subían sí o sí conforme al IPC.

Este generaba en España más inflacción y menos dinero en el bolsillo de los ciudadanos. Ahora el Gobierno quiere al menos que la segunda `parte de la ecuación cambie y el ciudadanos tenga más dinero para gastar o pueda al menos ahorrar. La no subida indexada (es decir, sí o sí a comienzo de año) permitiría según sus cálculos un ahorro de 700 millones a las familias. O al menos un efecto arrastre, porque si lo público no indexa, lo privado se verá obligado a no hacerlo con el tiempo.

El objetivo de la desindexación no es otro que moderar los precios. ¿Por qué todos los 1 de enero hay que asumir como normal una subida en el alquiler, una subida en los billetes de los servicios públicos? Eso se acabó. Será posible a partir de 2014 que los precios no tengan que subir porque sí. Si se sube será por culpa de los costes del producto. Y si no se mantiene una competitiidad en condiciones, el producto se consumirá menos. Porque otros lo bajarán. 

La norma no afectará a las pensiones, impuestos, instrumentos financieros ni a la negociación salarial colectiva (tanto en el ámbito privado como en el del personal laboral del sector público). Sí se trasladará a transportes, telecomunicaciones, energía, servicios postales, agua, tasas, bombona de butano, multas y otras sanciones, entre otros servicios públicos. Afectará, además, a los precios de los contratos públicos. Hasta la fecha el IPC ha sido el referente para muchas de las subidas de las cosas que nos rodeaban y de nuestros salarios.

Es decir, que tanto la luz como el billete de autobús no subirán conforme el IPC, sino en relación a lo que cueste cada uno. En el segundo caso el precio del carburante y el número de viajeros. Los incrementos tendrán que estar justificados en los costes por parte del gestor del servicio o la empresa, sin que en este caso tengan un límite determinado

Ahora, lo que se tendrá en cuenta serán los costes de cada cosa. Por lo tanto mientras más competitivos seamos, mejores precios tendremos. Sí es cierto que se establece un índice de garantía de competititvidad que será aplicable en el ámbito privado que tendrá un techo del 2%. Y sí es cierto que el sector privado debe copiar al público para ser competitivo. Así, el Gobierno cree que con un a inflacción del 2%, si todos los precios regulados dejaran de referenciarse al IPC, y lo hicieran con el nuevo indicador de competitividad (como máximo llegaría a un 2%) los hogares se ahorrarían hasta 700 millones en un año.


Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Diciembre 2017
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31