Domingo 21/10/2018.

| Fútbol

Fútbol

Dinamarca muestra carácter y España músculo defensivo camino de semifinales

Las selecciones de Dinamarca y de España se acercaron un poco más a las semifinales, tras imponerse este domingo a Alemania y Macedonia, en una jornada en la que si los daneses mostraron oficio y carácter, los españoles demostraron a pleno rendimiento en defensa son un claro candidato a pelear por las medallas.

Las selecciones de Dinamarca y de España se acercaron un poco más a las semifinales, tras imponerse este domingo a Alemania y Macedonia, en una jornada en la que si los daneses mostraron oficio y carácter, los españoles demostraron a pleno rendimiento en defensa son un claro candidato a pelear por las medallas.

"Si queremos hacer algo en este Europeo tenemos que mejorar en defensa", insistieron una y otra vez durante los días previos, conscientes de que todavía no habían demostrado en Croacia la solidez defensiva que les ha permitido alcanzar las semifinales en los tres últimos campeonatos continentales.

Una solidez que España recuperó en el momento en el que Jordi Ribera abandonó las numerosas probaturas que ha efectuado a lo largo del torneo y devolvió a la pareja formada por Viran Morros y Gedeón Guardiola al eje de la defensa.

Decisión que no pudo sentar al conjunto español que con Morros y Guardiola al mando de las operaciones defensivas, recuperó la velocidad de piernas y las ayudas constantes que le habían convertido en uno de los equipos más difíciles e batir del continente.

Una mejoría defensiva a la que se unió la extraordinaria actuación del guardameta Gonzalo Pérez de Vargas, que se convirtió este domingo en un auténtico muro para los lanzadores macedonios como atestiguó el 62 por ciento de paradas con el que el portero español cerró el primer tiempo.

Paradas y más paradas que permitieron a España, que llegó a ganar hasta por trece goles en la segunda mitad, imponerse finalmente por 20-31 a una selección macedonia, que llegaba al partido como una de las grandes sensaciones del torneo, tras concluir la primera fase como líder del grupo C por delante de potencias de Alemania o Eslovenia.

Mucho más ajustado fue el triunfo de conjunto danés, que se impuso por 25-26 a Alemania, en un partido en el que los nórdicos supieron manejarse mejor en el ataque siete contra seis por el que ambos entrenadores apostaron en el tramo final del partido.

Unos minutos finales en los que Dinamarca, que cuenta en su técnico Nikolaj Jacobsen uno de los grandes abanderados del juego siete contra seis, demostró tener muchos más recursos para sacar provecho de la ventaja numérica.

Así mientras Alemania siguió confiando en los lanzamientos de sus cañoneros, Dinamarca aprovechó con la opción de contar con un hombre más para masticar cada uno de sus ataques hasta encontrar el hueco necesario.

Un jugador libre que los nórdicos siempre encontraron en el extremo derecho Hans Lindberg cuyos goles , dos goles del exterior danés permitieron a Dinamarca alcanzar el último minuto y medio de juego con una ventaja de tres tantos (23-26), que hizo ya estéril el último intento de remontada (25-26) del equipo alemán.

Triunfo que permitió a Dinamarca, la vigente campeona olímpica, dar un paso casi definitivo hacia la semifinales, que los nórdicos prácticamente se asegurarían con un empate en la última jornada ante Macedonia.

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias