Sábado 03/12/2016.

| Sevilla

Sevilla

Festival de Sevilla y Cicus analizan la aportación al cine de Valle-Inclán el 2, 3 y 4 de noviembre

'La literatura de Valle-Inclán en el cine de García Sánchez' coincide con el estreno de 'Los muertos no se tocan, nene' que inaugura el Festival
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

La Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla celebrará los días 2, 3 y 4 de noviembre el curso 'La literatura de Valle-Inclán en el cine de García Sánchez'. El autor de 'Luces de bohemia' fue teorizante de un incipiente cinema en la revista satírica 'El bufón' y hasta participó como actor en la película 'La malcasada' (1926).

El curso 'La literatura de Valle-Inclán en el cine de García Sánchez' coincide con el estreno internacional de la última película de este cineasta, 'Los muertos no se tocan, nene', que inaugura la próxima edición del Festival de Cine de Sevilla el próximo 4 de noviembre. Está dirigido por el catedrático de la Hispalense Rafael Utrera Macías y su temática está orientada a analizar la expresión cinematográfica existente en la obra del célebre escritor gallego y el tratamiento que el cine español, representado por José Luis García Sánchez, ha hecho de su dramaturgia.

Según se indica en nota de prensa, en estas jornadas intervendrán como conferenciantes el profesor de Historia del Cine Español Luis Navarrete, el director de teatro Pedro Álvarez-Ossorio y el guionista Bernardo Sánchez Salas, además de otros intervinientes que participarán en una mesa redonda titulada 'El cine de José Luis García Sánchez: Viaje alrededor del esperpento cinematográfico'. En sesiones de mañana y tarde, se celebrará los días 2, 3 y 4 de noviembre. Tiene una duración de 20 horas lectivas y su valor académico son dos créditos de libre configuración.

VALLE INCLÁN Y EL CINE

Ramón María del Valle-Inclán, teorizante del cinema en la revista 'El bufón' (1924) y actor en 'La malcasada' (1926), de Francisco Gómez Hidalgo, declaraba a la revista Luz en (1933, 23 de noviembre): "habrá que hacer un teatro sin relatos; ni únicos decorados; que siga el ejemplo del cine actual, que, sin palabras y sin tono, únicamente valiéndose del dinamismo y la variedad de imágenes, de escenarios, ha sabido triunfar en todo el mundo". El autor concibió, pues, la renovación del teatro, en crisis, aportándole la técnica y la estética del cinematógrafo, que asumió en la creación de sus obras.

Los investigadores de la obra narrativa y dramática del autor gallego han observado que en las primeras obras del escritor ya se daban resoluciones de acciones teatrales con técnica cinematográfica: movimientos, ambientación, acotaciones nos aproximan a los métodos usados por el entonces nuevo espectáculo. El propio dramaturgo ha indicado de dónde tomó la gesticulación de los esperpentos cuando define la acción de un personaje "con rabia de peliculero melodramático".

Del mismo modo, la visión cinematográfica de 'Sonatas' y 'Luces de bohemia' ha sido analizada bajo la perspectiva de que son precisamente las artes plásticas, entre ellas el cine, "el gran introductor en la conciencia actual de este sentido de la discontinuidad, del azar, de lo fragmentario". Todos los aspavientos que se dan en los esperpentos remiten inmediatamente al cine primerizo por lo que las películas rancias, logran tangible corporeidad en las páginas del esperpento. Se ha dicho que 'Luces de Bohemia' está traspasada de cine y que tales valores se encuentran también en 'Tirano Banderas'. Y es que el vanguardismo de Valle Inclán tiene mucho de cinematográfico.

Asimismo, la paradoja de esta escritura preñada de rasgos cinematográficos radica en que su autor no ha tenido una filmografía acorde con sus planteamientos; la tardanza cronológica de la adaptación respecto de la publicación y los discutibles resultados en la pantalla, evidencian una cierta "intratabilidad" que los cineastas no han ocultado. La excepción a ello está representada en el cine español, en el cine mundial, por el cineasta José Luis García Sánchez. Tal "intratabilidad" en la pantalla ha sido vencida por este director, primero en Divinas palabras, posteriormente en Tirano Banderas y, a día de hoy, con tres magistrales versiones de la trilogía 'Martes de Carnaval' en homólogos títulos como 'Las galas del difunto', 'Los cuernos de Don Friolera' y 'La hija del capitán'.

JOSÉ LUIS GARCÍA SANCHEZ Y LA OBRA DE VALLE INCLÁN

José Luis García Sánchez, realizador y guionista cinematográfico, nació en Salamanca. Licenciado en Derecho, jamás ejerció la profesión. Fue expulsado de la Escuela Oficial de Cinematografía (EOC) por ser uno de los cabecillas que impulsaron las revueltas políticas acaecidas durante el franquismo en Mayo del 68. Sin embargo, por más que se empeñó, comenta ahora con humor, "durante su actividad antifranquista no pudo lograr que le metieran en la cárcel para codearse con muchas figuras de la cultura que habían dado con sus huesos en tan lúgubres lugares".

Su primera película, 'El love Feroz' (1975), es una fina y sutil crítica de los personajes que pululaban por España en aquellos difíciles años de transición política. García Sánchez y su película 'Las Truchas' ganaron el Oso de Oro en el Festival de Berlín de 1978. Fue también biógrafo cinematográfico de la emblemática líder comunista Dolores Ibárruri 'Pasionaria'.

Sus primeros encuentros cinematográficos con Valle-Inclán en las adaptaciones de 'Divinas Palabras' y 'Tirano Banderas' se llevan un total de nueve premios Goya, así como otros dos premios principales en la 38ª edición de la Seminci de Valladolid. Con 'Suspiros de España y Portugal' representó al cine español en el XIX Festival des Films du Monde de Montreal. 'Siempre hay un camino a la derecha' sería el segundo título de una trilogía que se completaba con 'Adiós con el corazón', película que otorgó a su protagonista, Juan Luis Galiardo, el Goya al mejor actor.

Más tarde llegarían 'Tranvía a la Malvarrosa', sobre una novela de Manuel Vicent; 'La marcha verde' y 'Franky Banderas', entre otras. García Sánchez, como escritor, colaboró en el guión de la película de Gutiérrez Aragón 'Habla mudita' y, posteriormente, en el de 'Belle Epoque', de Fernando Trueba.

También ha dirigido teatro: estrenó, mundialmente, 'El beso de la mujer araña', de Manuel Puig, que Héctor Babenco llevó a la pantalla con William Hurt, ganador de un Oscar. En 1998 recorrió España con 'Las últimas lunas' de Furio Bordas.

Su vinculación con Rafael Azcona comenzó en 1985 cuando realiza 'La corte del Faraón' y hasta la muerte del guionista han colaborado juntos en una docena de películas, desde 'María querida' (2004), hasta la trilogía valleinclanesca 'Martes de Carnaval' (2009), compuesta por 'Los cuernos de Don Friolera', 'Las galas del difunto' y 'La hija del capitán', producidas por TVE y Juan Gona. Con esta amplia y variada trayectoria no es de extrañar que García Sánchez admire a Valle-Inclán, considerándolo el dramaturgo clave del teatro español además de "el más cinematográfico".

Seguir a teinteresa en...

KIT BUENOS DÍAS (El mejor resumen de prensa en tu mail)

Recibir noticias
    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:
  • Deja tu comentario

Kit Buenos Días

Diciembre 2016
Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31